El Congreso Nacional y la Cámara de Senadores emitió un comunicado para aclarar la situación generada con un funcionario y exfuncionarios, ambos vacunados y cuyos nombres aparecen el listado de 500 personas que supuestamente accedieron a las dosis de vacuna anti-COVID-19 de manera irregular. La aclaración fue hecha a través de su Dirección General de Comunicación (DIRCOM).

En ese sentido, explican que el funcionario y el exfuncionario legislativo que aparecen en la lista de los 500 vacunados irregulares tienen situaciones particulares. En lo que respecta al funcionario Genaro Flores de 64 años, explican que es un servidor público contratado en la categoría de capacidad diferente (PCD), tiene 7 de años de antigüedad en la Cámara de Senadores. Desde la Dirección del Talento Humano del Congreso indican que el mismo es diabético y tiene amputadas ambas piernas, por lo que accedió a una de la primera dosis del inmunológico.

Leé también: Senado acepta renuncia de Gusinky y asume Ramón Retamozo en su reemplazo

Con respecto al segundo nombre que está vinculado a la Cámara Alta, aclara que se trata de un exfuncionario del Congreso, en vista que Alcibiades González de 84 años de edad presentó su renuncia en abril de este año, según los datos de la Dirección de Talento Humano. En este caso el exfuncionario se encontraba en la franja etaria de vacunación, de acuerdo con lo dispuesto por el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social.

Te puede interesar: Honor Colorado reafirma su liderazgo

Dejanos tu comentario

8H

Prohibir la circulación de dos personas sobre las motos, ¿evitará asaltos de motochorros?

Click para votar