El próximo 29 de noviembre se recuerda el Día Internacional del Jaguar en los países en cuyas tierras se encuentra este ejemplar en el continente americano, entre ellos Paraguay, Argentina y Brasil, que firmarán un compromiso trinacional por la conservación del jaguareté. Se trata del felino más grande y es considerado el embajador de los pueblos que habitan el Bosque Atlántico.

“Este majestuoso felino, con su energía y colorido, es un emblema de América Latina. No podemos dejar que desaparezca, pero para poder conservarlo y recuperar sus poblaciones, se requiere mucho más que del esfuerzo de las organizaciones ambientalistas, sino también de una voluntad política sin precedentes, una demanda de la sociedad civil, de las comunidades y el compromiso concreto de la producción y mercados de los commodities”, explicó Lucy Aquino, directora de WWF en Paraguay.

Por su parte, Manuel Jaramillo, director general de Fundación Vida Silvestre, indicó que, por su amplia distribución geográfica, el jaguareté está y estuvo presente en la cultura de la región, por eso es importante reunir esfuerzos por la conservación de la especie de manera continental, conscientes de las realidades de cada país. “Como especie indicadora de la conservación del ambiente nos permite conocer la salud de la naturaleza. La naturaleza sana es la base para asegurar la salud de los seres humanos”.

Es noticia: COVID-19: Salud habilita hoy toma de muestras para peatones

Estrategia de conservación

-Concienciar y promover la participación social, erradicando la cultura de la caza y el comercio ilegal de la vida silvestre.

-Promover la aplicación de la ley y fortalecimiento de las áreas silvestres protegidas públicas y privadas.

-Reducir el conflicto entre los productores rurales y la fauna silvestre, implementando oportunidades económicas que valoren la vida silvestre.

-Asegurar la conservación del hábitat para el futuro del jaguareté, tanto los bosques que están protegidas por ley como los bosques que no lo están. Estos últimos deben ser mantenidos y recuperados de la degradación, para que sirvan de corredores ecológicos funcionales para la especie.

-Apoyar la generación constante de conocimiento sobre la especie y el ecosistema donde vive, para tomar decisiones correctas para su conservación.

Leé también: José “Pepe” Cardozo lanzó su propio vino, “Diablo Mayor”

Para el mantenimiento de la naturaleza

Cabe destacar que ambas instituciones coinciden en que el jaguareté juega un papel importante en el mantenimiento de sistemas naturales, ya que esta especie provee de servicios vitales para el bienestar del ecosistema y en especial a la humana.

“La presencia de poblaciones de jaguares es un indicador del buen estado de salud del área donde viven, ya que evidencia la existencia de presas suficientes para mantener la población de depredadores. “Como predador, se encuentra en la cima de la pirámide alimenticia y requiere grandes extensiones de territorio para vivir. Es una especie muy sensible a las alteraciones del ecosistema, e incluso llega a ser el primero en desaparecer cuando el hábitat se deteriora. Si el jaguar se encuentra en peligro de desaparecer, es un indicador que el sistema natural perdió su equilibrio”, afirmaron.

Leer también: No habrá avance en el cronograma de eventos debido a la situación epidemiológica

Amenazas latentes

Entre las principales la pérdida, degradación y fragmentación de su hábitat, para la expansión agropecuaria y la construcción de infraestructura, la disminución de sus presas, así como el atropellamiento de la especie y sus presas en rutas y caminos.

Otras de las amenazas latentes es la cacería proactiva de la especie y de sus presas, que luego son utilizadas para trofeo de caza o en represalia por ataques al ganado.

Jaguarete descansando en el Refugio Faunístico Atinguy. Foto: Fernando Riveros.

Complejo Ecorregional Bosque Atlántico

El Complejo Ecorregional Bosque Atlántico, que originalmente cubrían 1.345.300 km2, en los últimos 40 años, fue reducido significativamente, quedando solo el 16,8% de los bosques originales. Está compuesta por 15 ecorregiones que une a tres países, 148 millones de personas e incluye los bosques más ricos del planeta.

Se destaca por su notable biodiversidad, un alto endemismo de plantas y animales. Se extiende desde el noreste del Brasil y hacia el sur hasta el estado de Santa Catalina, penetrando al interior del continente hasta la Región Oriental del Paraguay y la provincia de Misiones en la Argentina. La ecorregión del Bosque Atlántico del Alto Paraná en Paraguay se caracteriza por sus bosques altos y húmedos que forman parte del Complejo Ecorregional del Bosque Atlántico. Es la ecorregión más deteriorada y amenazada del Paraguay.

Lea también: No multarán a personas que circulen sin tapabocas, pero sí a empresas que las reciban

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar