El comandante de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), Óscar Chamorro, señaló este lunes que la muerte de Esteban Marín López, Lucio Silva y Rodrigo Argüello fue un golpe duro para el autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) por las funciones que cumplían en la organización criminal.

“Ningún grupo criminal va a estar feliz si ha perdido a siete de sus integrantes en muy poco tiempo. El impacto que va a tener por las funciones que cumplían algunos de sus integrantes es grande”, manifestó el comandante en entrevista con Universo 970 AM.

Te puede interesar: Lucio Silva fue una persona que cumplió todos los requisitos como para ser un terrorista, indican

Sostuvo que los organismos de seguridad siguen con los operativos en la zona norte del país. A su criterio, a pesar de las bajas en filas del EPP, el grupo criminal todavía tiene un poderío de fuego importante y no se descarta que busquen algún tipo de “represalia”.

Chamorro mencionó que la Fuerza de Tarea Conjunta seguirá redoblando esfuerzos y estando alerta en la lucha contra el autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP). Resaltó que los criminales también recibieron un golpe emocional con las bajas registradas el viernes pasado porque se manejan en clanes familiares.

Podés leer: Lindstron: “Un exvicepresidente está pasando por lo mismo que pasó mi tío”

“El aliado que tienen es que son pocos y eso dificulta la localización. Todos estos factores están dando una sensación de derrota y van a intentar recuperar, como cualquier acción de terroristas. Muchas de estas pérdidas están vinculadas sentimentalmente por los lazos familiares y afectivos. Ellos han considerado esto como una guerra”, agregó.

Los fallecidos durante el enfrentamiento del viernes a la noche entre los miembros del autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo y la Fuerza de Tarea Conjunta son Lucio Silva, Esteban Marín López y Rodrigo Argüello.

Nota relacionada: Confirman la identidad de los abatidos y dan detalles del Operativo Tormenta de la FTC

El autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) mantiene secuestrado al exvicepresidente de la República, Óscar Denis, al suboficial de Policía Edelio Morínigo y al ganadero Félix Urbieta. Hasta el momento nada se sabe del paradero de los privados de libertad.

Dejanos tu comentario

11H

¿La decisión de habilitar balnearios fue acertada?

Click para votar