El neumólogo Carlos Morínigo señaló este miércoles que en el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias y del Ambiente (Ineram) hay camas disponibles después de mucho tiempo y que el descenso de casos del COVID-19 está teniendo mayor impacto en los servicios.

“Estamos con camas libres después de muchísimo tiempo en el Ineram. Las cifras podrían ser porque hay una conjunción entre los vacunados y contagiados, y por eso que se llama inmunidad de rebaño”, manifestó el especialista en comunicación con la radio 1020 AM.

Nota relacionada: Asociación de Enfermería pide insistir con la vacunación contra el COVID-19

Sostuvo que la ciudadanía no debe descuidar de los protocolos sanitarios, como el lavado de manos, uso de mascarillas y el distanciamiento físico porque la mayoría de los inmunizados está con la primera dosis y todavía no se logra la inmunidad completa contra el COVID-19.

Morínigo indicó que es importante que la mayor cantidad posible tenga la segunda dosis de la vacuna, atendiendo la amenaza de la variante delta. Consultado sobre el plan piloto para el retorno del público a las canchas, el especialista respondió que cada uno debe hacerse cargo de las pruebas para no sobrecargar el sistema.

Lea más: Vacunados en el extranjero deben registrarse para recibir segunda dosis en el país

“Creo que muy pocas personas luego van a poder, pero es importante hacerse el test y si se puede que cada uno se haga para no sobrecargar el sistema. Creo que cada uno debería hacerse cargo de sus test porque finalmente es para ocio”, agregó el neumólogo.

Desde este miércoles se inicia la vacunación a las personas de 20 a 34 años en todo el país, según terminación del número de cédula de identidad. Solamente en el autódromo Rubén Dumot de la ciudad de Capiatá no se tiene en cuenta el documento de identidad.

Puede interesarle: Unos 3.600 jóvenes ya se vacunaron en el autódromo Rubén Dumot desde la medianoche

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar