A raíz del contagio de COVID-19 en 50 casos confirmados en la ciudad de Villa Elisa, la Intendencia Municipal decidió declarar emergencia sanitaria en todo el territorio del distrito e iniciaron estrictos controles tanto para pobladores, peatones, locales comerciales, buses y automóviles.

Las faltas a las disposiciones sanitarias como el uso de tapabocas y la disposición de un lavatorio de manos en locales comerciales, serán sancionadas con uno a tres jornales o cierre de los locales, anuncian.

“Ayer la intendencia de Villa Elisa declaró emergencia sanitaria debido a que tenemos ya 50 casos confirmados de COVID-19, de ellos 14 ya se recuperaron y 36 siguen en cuarentena. Tomamos la medida al ver que hay cierta relajación por una parte de la ciudadanía”, señalan.

Con 50 casos confirmados de COVID-19 en Villa Elisa, Comuna declara emergencia sanitaria y realiza estrictos controles para evitar la propagación del virus. Foto: Pánfilo Leguizamón.

Leé también: Sequera ante aumento de casos de COVID-19: “Sí puede ponerse peor en agosto”

“Hay que destacar que la mayoría de la ciudadanía cumple con los protocolos sanitarios pero hay otra parte de pobladores que se relajó en estos últimos tiempos que coincidió con la relajación de la cuarentena inteligente desde la segunda fase”, continuó Martín Stachon, vocero del intendente Ricardo Estigarribia, de Villa Elisa.

Stachon explicó que con la declaración de emergencia sanitaria se intensifican los controles tanto en comercios donde se deben cumplir con las disposiciones como: lavatorio de manos en la entrada de los locales, así como contar con alcohol en gel y que se tome la temperatura para el ingreso de los clientes.

Con la ciudadanía, los controles van desde el uso correcto de tapabocas, evitar la aglomeración, la prohibición de eventos deportivos como pikivóley en las canchitas, plazas y parques del municipio.

Para la población en general se dispuso como sanción las multas de uno a tres jornales, mientras que para los comercios que ya fueron avisados en controles anteriores, se procederá al cierre si son reincidentes de multas, aseguró el vocero del intendente.

También señaló que con la ayuda de la Policía Municipal de Transito (PMT) se realizan controles de la cantidad de personas que traslada un vehículo, así como los controles normales de documentación de los rodados y verificación de licencias. En los buses se realiza la verificación de la cantidad de personas que viajan paradas, atendiendo a que el protocolo sanitario permite sólo 10 personas paradas en los buses.

Te puede interesar: Nueva cuarentena total: “Se puede volver en cualquier momento”

La Policía Municipal de Transito (PMT) verficia la cantidad de personas que traslada un vehículo. Foto: Pánfilo Leguizamón.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar