El concierto se realizará el próximo 22 de agosto y estará a cargo del joven artista alemán Tim Bendzko, de música pop. El proyecto científico es desarrollado por la Facultad de Medicina de la Universidad de Halle, que pretende estudiar cuál es la mejor forma de evitar contagios en eventos culturales y deportivos masivos.

El show se realizará en el Leipzig Concert Hall y la capacidad máxima será de 4.200 personas. Hasta la fecha ya se han registrado mil voluntarios, quienes serán el objeto de estudio de esta investigación que busca desarrollar un modelo matemático para minimizar contagios entre un público multitudinario.

Leé también: Flou adelanta “Alpha”, el segundo sencillo de su próximo disco

El proyecto científico se denomina “Restart-19″ y es organizado en conjunto por los estados federados alemanes de Sajonia y Sajonia-Anhalt con un presupuesto de 410.000 euros. Los voluntarios deben dar COVID-19 negativo y tener entre 18 y 50 años. Todos asistirán al concierto, pero no recibirán ningún rédito económico por participar de la prueba.

Los resultados de este evento masivo permitirán saber a qué cosas se enfrentará Alemania si permiten el regreso de los conciertos y festivales. Pese a la nueva normalidad, la industria de la música es una de las más afectadas, ya que miles de trabajadores, músicos, productores, sonidistas y otros dependían de estos eventos para tener ingresos.

Te puede interesar: Florinda Meza lamenta la desaparición de “Chespirito”


Dejanos tu comentario

15H

Ante el posible retorno a las clases presenciales en el 2021 ¿cuál de estas medidas se debería adoptar?

Click para votar