El presidente de la Asociación de Emprendedores del Paraguay (Asepy), Bruno de Felippe, manifestó que el gobierno del presidente Mario Abdo Benítez no tiene el termómetro colocado a la crisis de la pandemia al establecer por ejemplo un total de 100 millones de dólares como medida económica para paliar la situación por la que atraviesan varios sectores afectados. Aseguró que se debe apuntar a impulsar medidas sustanciales y ágiles.

“Nosotros nos resistimos rotundamente a las nuevas medidas porque no vienen asociadas con ningún tipo de alivio suficiente para los sectores afectados y no se considera tampoco que hay empresas afectadas que por ahí no califican como parte de un sector como, por ejemplo, los gimnasios, lo que tenga que ver con deportes o las cadenas de producción. Por ejemplo, los que hacen camisetas, que están totalmente acogotados por falta de ventas, por las restricciones, no están beneficiados con las medidas por no ser gastronomía, eventos y turismo”, indicó a través de una entrevista en el programa “Fuego cruzado”, emitido por el canal GEN.

Programa "Fuego cruzado". Foto: Leandro Veragua.

Agregó que existe una deficiencia en el planteamiento actual del Ejecutivo y que finalmente no alcanzará para asistir a todos los sectores. “Estamos muy lejos de que sean suficientes las medidas y también los tiempos en que se demoran entre una medida que se anuncia y otra que se implementa y llega a tocar el bolsillo del emprendedor. Si vos dejás de facturar por 15 días, no podés pagar tu alquiler. Las medidas económicas de resarcimiento no vienen a tiempo”, sentenció.

“No podemos pretender que el país se endeude de vuelta”

Señaló también que se debe apuntar a seguir recortando sustancialmente los gastos superfluos con la finalidad de que, por ejemplo, se pueda “fondear” una propuesta de capitalización. “No podemos pretender que el país se endeude de vuelta sin hacer un ajuste a los gastos superfluos que están comprobados, eso se tiene que ajustar, es el momento, si en una pandemia no se toman las medidas para ajustarnos el cinturón en el sector público, cuándo se tomarán las medidas para hacer eso”, sostuvo.

Señaló que se puede capitalizar a las empresas tal vez no solo con financiamiento, incluso con una capitalización directa con mayores plazos de gracia, las tasas más bajas para reactivar el movimiento económico de las empresas.

“Esto para que puedan volver a hacer girar la rueda, son cosas que permiten de una manera innovadora, totalmente diferente a lo que se está haciendo ahora reactivar el movimiento económico de las empresas, en vez de decir simplemente que al sector público lo protegemos sin hacer recortes. Es más, le damos bonificaciones y aumentos cuando se nos ocurre y al sector privado le damos financiamiento que no llega a todos y con sus restricciones”, comentó.

Lea también: Senado aprobó con modificaciones el proyecto de confianza electrónica

“De nada sirve un país con empresas totalmente descapitalizadas”

Por otra parte, abogó por que se pueda realizar “un esfuerzo nacional” entre el sector público y privado con la finalidad de trabajar para que la “economía no se derrumbe porque de nada sirve un país con empresas totalmente descapitalizadas que no pueden operar, trabajar”, puntualizó.

Detalló que las mipymes emplean por ejemplo a 7 de cada 10 paraguayos, razón por la cual reiteró que se debe dar una solución inmediata a la crisis económica con propuestas sustanciales.

“Las cuentas que vencen y gente que pide la liquidación de sus funcionarios, no hay tiempo. Se debe empezar a ver medidas que sean sustanciales, no pueden ser 100 millones, deben ser 500 millones, 1.000 millones, en eso tenemos que pensar. Nosotros no estamos con el termómetro en la crisis”, mencionó.

Te puede interesar: Presentarán proyecto de contención económica para el sector gastronómico

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar