La Cámara Alta dio luz verde a la iniciativa que establece el programa “Pytyvõ 2.0″ como salvaguarda de los ingresos de los trabajadores afectados en sus ingresos con énfasis en ciudades de frontera del país y otras medidas que impulsen la economía nacional.

Los parlamentarios sostuvieron que la necesidad ciudadana hoy es urgente teniendo en cuenta que la frontera se encuentra en una situación calamitosa. Agregaron también que las protestas realizadas ayer en Ciudad del Este son una señal bastante clara del conflicto económico que genera la crisis sanitaria por el COVID-19. El proyecto de ley pasa ahora a la Cámara de Diputados para su tratamiento.

Lea también: Ayuda de G. 500 mil no será suficiente para calmar a esteños, afirma Zulma Gómez

Afirmaron que es fundamental que su implementación sea de manera inmediata y bajo una total transparencia, pero son conscientes de que la propuesta no establecerá una solución de manera definitiva. El monto a ser destinado será de G. 500 mil en cada pago realizado que será otorgado hasta 4 veces y por el mismo monto. La ciudadanos deberán inscribirse ante la Subsecretaría de Estado de Tributación del Ministerio de Hacienda.

Las personas alcanzadas por el subsidio serán los trabajadores por cuenta propia, los que son dependientes de las micro, pequeñas y medianas empresas, trabajadores que habiendo sido cotizantes del Instituto de Previsión Social (IPS) hayan sido despedidos durante la emergencia nacional.

Sesión ordinaria de la Cámara de Senadores foto: Gentileza

Te puede interesar: CDE refleja el estado de ánimo del pueblo, según Richer

También serán beneficiarios los trabajadores con 18 años o más de edad, que no coticen al IPS, que no sean contratados por parte del Estado o las binacionales, que no sean jubilados o pensionados, o quienes reciban pensiones por parte del Estado, que no sean beneficiados por programas asistenciales.

Para los medios de pagos, la cartera de Hacienda podrá realizar la habilitación de cuentas en entidades bancarias, financieras, billeteras electrónicas u otra modalidad de pago en cualquiera de las instituciones o entidades de pago electrónicos.

La fuente de financiamiento será hasta de US$ 125 millones de la Ley de Emergencia, el cual es un resto de lo que sobra del programa Pytyvõ, más un porcentaje de los recursos destinados al Ministerio de Salud.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar