En la reunión especial que se llevó a cabo entre el Congreso Nacional y el Ejecutivo para evaluar los resultados de las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional para combatir el COVID-19, los ministros de Hacienda, Salud, Industria y Comercio, Interior y Trabajo presentaron las acciones encaradas a los legisladores de ambas cámaras.

Por su parte la ministra de Trabajo, Carla Bacigalupo, en su alocución resaltó el impacto directo de la pandemia en el empleo, no solamente en Paraguay sino en el mundo entero. Al respecto informó que se realizó 106.000 suspensiones de contratos laborales. “Hemos abordado 4 ejes principales: el sostenimiento del empleo, la seguridad ocupacional, la reactivación del empleo y la seguridad social" indicó Bacigalupo.

Sobre el sostenimiento del empleo, mencionó que han propiciado negociaciones entre trabajadores y empleadores que han permitido contener en cierta medida el número de desempleo. Estas medidas han permitido según la ministra a que no se lleguen a los despidos masivos. Se han planteado diversas modalidades: el teletrabajo, las vacaciones y suspensiones colectivas para sostener el empleo, indicó.

Leé también: Liz Cramer: Hemos llegado a 60 días sin desabastecimiento

Sobre este punto la ministra de la cartera de Trabajo mencionó que: “la suspensión de contratos de trabajos es medida laboral combinada con la ley de emergencia, que ha permitido que al día de hoy, 106.000 trabajadores tengan suspendidos sus contratos de trabajo, pero manteniendo su vínculo laboral, es decir no están despedidos”.

Sin embargo la ministra Bacigalupo informó que : “están siendo pagados un número aproximado de 75.000 trabajadores de acuerdo a los datos proporcionados por el IPS”. En este sentido resaltó que con esta medida se retiene la cobertura de la seguridad social. “Estos 106.000 trabajadores tienen cobertura médica de IPS, para él y su familia durante el tiempo de suspensión del contrato” subrayó.

“Estos 106.000 trabajadores que están con contratos suspendidos, hubiesen sido despedidos, sino hubiésemos combinado ambas leyes, y si no hubiésemos otorgado la suspensión con pago de compensaciones” precisó la ministra en relación a lo que considera un resultado positivo para el sostenimiento del empleo.

Sostuvo que la proyección inmediata sería: “que estos trabajadores sigan suspendidos, de acuerdo al rubro al que pertenecen, y vayan reactivándose. Ayer tuvimos 20 pedidos de reactivación económica, empresas que había pedido suspensión y nos comunicaron que ya volvieron a la actividad laboral, por lo que solicitaban que se deje sin efecto la suspensión de los contratos”.

Bacigalupo puso énfasis en estas compensaciones monetarias a trabajadores formales e informales a través de subsidios pagados por IPS. Destacó además aquellos créditos otorgados por el Banco Nacional de Fomento, particularmente destinados al pago de la nómina de salario de empleados.

Leé también: Retorno de compatriotas generará mayor desempleo y conflictos sociales



Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar