Este viernes, la Policía Nacional intervino la oficina de la Interpol ubicada en Asunción, luego de que levantaron la orden de captura internacional contra Gianina García Troche, esposa del presunto narco uruguayo Sebastián Marset y uno de sus cómplices. Unos 17 funcionarios tenían acceso a la red y ya fueron apartados de su cargo para iniciar la investigación.

En conferencia de prensa la fiscal Ruth Benítez indicó que se está ante un hecho punible de sabotaje y agregó que un grupo de 17 personas son las que tenían permisos para acceder a la red. “Estamos ante un hecho punible de sabotaje, frustración de la ejecución y alteración de datos. Hasta el momento tenemos muchos datos para saber sobre el origen y los autores del hecho”, explicó la fiscal.

Señaló que cuando se trata de datos o de la red esto queda registrado y que se puede llegar a los autores mediante el registro del usuario como la contraseña. “El servidor está en la base central, en la secretaría general con base en Lyon, Francia. Entonces, mediante los informes y asistencia jurídica internacional vamos a urgir de manera a tener esos reportes”, sostuvo.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Podés leer: Golpe en la cabeza habría matado a mujer hallada en arroyo de Cambyretá

Agregó que la persona que realizó esta modificación o alteración es un funcionario y tiene los permisos correspondientes. “Tenemos el listado de 17 personas específicamente que cuentan con esos permisos de altas, bajas y modificaciones. A partir de ahí estaremos iniciando la investigación y con el informe de Francia estaremos cerrando”, puntualizó.

Por su parte, el jefe de Cibercrimen, Diosnel Alarcón, indicó que además del levantamiento de código rojo de la esposa de Marset se levantó también de otra persona que también estaría involucrada en el caso A Ultranza Py. “Tenemos dos personas una es la señora Gianina y otro sería José Fernando Estigarribia, ambos involucrados en el mismo caso y esto se caratula como un sabotaje. El código rojo está activo nuevamente”, resaltó.

Añadió que se pueden sustentar que desde Paraguay se hizo el cese de la orden de captura y por eso se levanta la notificación roja. “Ya solicitamos el informe a la Interpol de Lyon y esperamos la respuesta para saber el usuario, la fecha y hora en que se hizo ese pedido, a partir de ahí tendremos una ruta para apuntar hacia un responsable”, remarcó.

Lea también: Unos diez delincuentes asaltaron local de transportadora y robaron celulares

Dejanos tu comentario