Desde esta semana, el departamento de Reumatología del Hospital de Clínicas habilitó un consultorio exclusivo para tratar a pacientes que ya pasaron la fase aguda de chikungunya. La atención está dirigida a las personas que siguen padeciendo intensos dolores articulares que pueden llegar a ser discapacitantes.

Según la doctora Yanira Yinde, la chikungunya tiene tres fases: la aguda, que puede durar de 5 a 10 días, caracterizada por fiebre alta, cansancio, dolor articular, dolor muscular, cefalea, hinchazón facial y de extremidades, entre otros. La fase siguiente es la subaguda y comprende la persistencia de los dolores, para la cual está dirigida el consultorio.

“Todos esos dolores son parte de la fisiopatología de la chikungunya que no implica gravedad, pero si es doloroso y eso preocupa mucho a la gente que le lleva a hacer cualquier tipo de tratamiento empírico. El edema, es decir la hinchazón le causa temor y cree que va a quedar así, pero cuando se cumple el ciclo de la enfermedad va a pasar”, manifestó la profesional.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Te puede interesar: Iniciarán clases sin sillas para alumnos en Concepción

Señaló, que en la fase subaguda se debe consultar con un reumatólogo, pero el médico que asistió al paciente debe darle el alta médica. “El alta es importante porque en la fase aguda puede haber complicaciones, ya que se trata de una enfermedad multisistémica, que puede afectar a los órganos”, relató.

La doctora afirmó que tras la recuperación pueden quedar secuelas como artritis o dolores residuales, artralgia, dolor, rigidez, hinchazón de piernas. En estos casos el tratamiento ya puede ser dado por un reumatólogo, para lo cual el hospital habilitó un consultorio exclusivo para los pacientes con chikungunya.

Lea también: Licencias: bomberos de Sajonia habilitan capacitación en primeros auxilios por G. 30.000

“Instamos a aquellas personas que no soportan los dolores de la fase subaguda a que acudan al consultorio, pero con el alta médica correspondiente a la fase aguda. Serían aquellos con probable artritis reumatoide, que puede aparecer en personas genéticamente predispuestas y que brotan durante una enfermedad aguda”, señaló.

El consultorio para tratar a pacientes funciona de 13:00 a 15:00, los miércoles y viernes, en el segundo piso del edificio UPA, ubicado en el acceso por la calle Coronel Cazal, zona Cambá Cuá. Para una mejor organización los pacientes deben agendarse previamente, acudiendo ellos mismos o enviando a un tercero ante la secretaría de Reumatología.

Hospital de Clínicas. Foto: Emilio Bazán.


Dejanos tu comentario