Hoy arrancó la vacunación masiva de las personas con 55 años en adelante, con lo que el Ministerio de Salud Pública amplía el rango de edad a fin de inmunizar a más personas contra el COVID-19. Esto para Vigilancia de la Salud es un hecho muy positivo, ya que afirma que es mejor agotar el stock de vacunas para las primeras dosis que guardarlas para completar el esquema de unos pocos.

El Dr. Guillermo Sequera, director de Vigilancia de Salud, quien se encontraba en el puesto de vacunación en la Costanera de Asunción, afirmó –respecto a la vacunación masiva contra el COVID-19– que desde el punto de vista epidemiológico es mucho más importante vacunar a más personas extendiendo el rango de edad que vacunar a unos pocos con las dos dosis.

“Desde mi punto de vista epidemiológico, en todas las reuniones que estoy con el equipo que decide los planes de vacunación, desde mi parte epidemiológica es mucho más importante vacunar a más gente con una dosis que a poca con dos dosis porque eso genera un impacto mucho más interesante para contener la pandemia”, indicó el Dr. Sequera.

Esta mañana, el sistema de Salud contaba con unas 140.000 dosis de vacunas anticovid de AztraZeneca, Sputnik V y Sinopharm, que fueron destinadas a todos los vacunatorios habilitados. Según el Dr. Sequera, se prevé que para las próximas semanas estarían arribando más lotes de vacunas para inmunizar en la primera y segunda dosis de los convocados.

Leé más: Destacan dinámico crecimiento en salud pública de Paraguarí

“Nos jugamos un poco con esto de habilitar vacunatorios y convocar masivamente, porque siempre cuando nos llegaban las dosis partíamos por la mitad y guardábamos para la segunda dosis, pero ahora nos jugamos a vacunar a todos los que se pueda con esa primera dosis con la certeza de que en las próximas semanas estarían llegando volúmenes interesantes para completar la segunda dosis correspondiente a la gente, pero también para ir ampliando la vacunación en la primera dosis”, refirió.

Agregó que la correcta inmunidad se tiene con las dos dosis de vacunas, por lo que es importante completar el esquema de vacunación con las dos dosis, pero que una dosis frente a nada es estar 60% inmunizado y tener ambas vacunas es llegar al 100% de inmunidad. Esto no significa que la persona que se haya inoculado no se contagiará, sino más bien evitará formas graves de padecer la enfermedad y se salvarán vidas.

Leé también: “La gente debe dimensionar la alta circulación comunitaria del COVID-19″, dice médico

“Con una dosis estamos levantando ya un 75% de inmunidad para poder enfrentar al coronavirus y que no sea grave, hay un 25% que nos falta y con la segunda dosis alcanzamos un 95% de inmunidad, siempre hay un 5 a 6% de remanente por cuestiones inmunológicas particulares muy excepcionales cuando la persona no genera anticuerpos. Cuanto más gente tiene una dosis es más interesante y teniendo dos es mucho mejor”, insistió Sequera.

Refirió que la planificación de vacunaciones parte del registro de personas que hay, cuando se habilita a un grupo de edad para inscribirse, da una estimación de cuántas vacunas van a necesitar y cuántas van a venir. Del total de personas que se inscriben, llega un 70 o 75% y con los análisis que hizo Salud Pública de esa gente que se inscribió y no se fue, indagaron y se dieron cuenta de que fue a causa de que les quedan mal los lugares y el día, por eso los fines de semana serán jornadas de mayor vacunación.

Podés leer: Vacunación en la Facultad de Derecho se inició con algunos incidentes

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar