Funcionarios del Servicio de Emergencias Médicas Extrahospitalaria (SEME) denuncian las precarias condiciones en que trabajan y piden la destitución del director Pablo Zapattini. Las ambulancias también se encuentran en pésimas condiciones en plena crisis sanitaria.

La secretaria general del sindicato del SEME, Alma Amarilla, lamentó este viernes la situación en la que se encuentran los móviles, que no reúnen las condiciones necesarias para el traslado de los pacientes a pesar de los reclamos a las autoridades.

Te puede interesar: Aumento de casos: escuelas no son riesgo, pero sí los bares, según el ministro

“Esto no es de ahora, es de siempre porque hace cuatro años no tenemos taller. Estos vehículos entran en un taller que no sabemos dónde es y se hacen parches y no hay garantías ni para nosotros ni para los usuarios, todos ya están en malas condiciones”, denunció Amarilla a Universo 970 AM.

Sostuvo que actualmente ni una sola ambulancia del SEME va a pasar una inspección técnica por las malas condiciones en que se encuentran. De los 18 móviles que tenía el servicio, solo 10 están operando a pesar de los desperfectos.

Podés leer: Nuevo récord: 1.439 nuevos casos y 1.156 internados por COVID-19

Amarilla indicó que el Ministerio Público debe investigar la situación del SEME y lamentó que no se haya hecho nada, a pesar de que las denuncias datan desde hace tiempo. Acusó también al director Pablo Zapattini de no invertir los recursos de la institución para mejorar el servicio.

El SEME cuenta con un presupuesto de G. 60.000 millones y al menos 400 funcionarios, de los cuales 250 aproximadamente son operativos. Los funcionarios lamentan que ni siquiera cuenten con la posibilidad de desinfectar los móviles para el traslado de los pacientes.

Leé más: Suspenden cirugías programadas para destinar sedantes y camas a pacientes con COVID-19

Dejanos tu comentario

7H

¿Qué medida se debe tomar ante la alarmante cantidad de personal de Salud fallecido por COVID-19?

Click para votar