El cardenal nacionalizado paraguayo Cristóbal López consideró que la Iglesia Católica saldrá fortalecida de la pandemia del COVID-19 por situaciones que pusieron a prueba a religiosos y evangelistas.

A través de un mensaje grabado en video, el cardenal Cristóbal López, también sacerdote salesiano y obispo de Rabat, capital de Marruecos, compartió su visión de lo que vivió la Iglesia en este tiempo de pandemia.

“Estamos saliendo bien sanitariamente de la pandemia, en relación a otros países que la están pasando mucho peor. Las consecuencias sociales y económicas están siendo muy duras. Hay gente que no tiene nada para llevarse a la boca y otros que no tienen para pagar los alquileres de las casas”, evaluó.

Nota relacionada: “Cardenal Cristóbal López saluda a Paraguay y a La Nación”

¿Cómo saldrá la Iglesia en Marruecos de esta pandemia?

A criterio de la alta autoridad eclesiástica, los miembros de la Iglesia saldrán fortalecidos de la crisis generada por la pandemia del coronavirus.

“Hemos vivido separados físicamente, pero en comunión en lo más profundo durante más de 2 meses. Vamos a salir robustecidos porque cada uno ha comprendido que la responsabilidad de la propia fe es personal, que la responsabilidad de la oración es personal”, refirió.

Agregó que cada laico saldrá más consciente de su vocación de evangelizador. "Creo que vamos a descubrir que la Iglesia se articula en iglesias domésticas; cada casa, cada familia, es una iglesia donde el padre o madre ejerce un papel como el sacerdote, que presenta la ofrenda a Dios", dijo.

Por otra parte, López destacó que han visto muchas cosas que quizás estaban ocultas anteriormente, y que con las situaciones que demandaron la pandemia salieron a la luz.

“Ha sido desbordante la creatividad tenida por los sacerdotes, laicos y religiosas, para vivir en tiempos de pandemia de forma comunicados y ofrecer palabras para la oración”, culminó.

Mirá también: “Cristóbal López, el cardenal con “corazón paraguayo”, fue investido en el Vaticano”

Con “corazón paraguayo”

Cristóbal López Romero fue investido el 5 de octubre del 2019 como nuevo car­denal de la Iglesia Católica, en un consistorio encabe­zado por el papa Francisco, en la Basílica de San Pedro.

El nuevo príncipe de la Iglesia, que trabajó en nuestro país por 20 años, admite que su “corazón es paraguayo”, pese a haber nacido en España.

El religioso, arzobispo de Rabat desde el 2017, consideró por su parte su nombramiento como un “impulso” para las comu­nidades católicas del Norte de África, “casi invisibles”.

Llegó en 1984

En 1984, llegó a nuestro país con 32 años de edad, donde pasó entre 1994 y el 2000 como provincial. Logró presi­dir la Conferencia de religiosos y se erigió también como asesor del Ministerio de Educación.

Entre otro de sus legados, López concretó la fundación de la Asociación de Periodis­tas Católicos del Paraguay, teniendo en cuenta que él, ade­más de religioso, es periodista.

La Nación cumplió esta semana 25 años y en ese marco presentó una mirada de los 25 actores protagónicos del país, siendo uno de ellos el cardenal Cris­tóbal López, de la Iglesia Católica, quien se naciona­lizó paraguayo.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar