“El 17 de julio de 1923 nació el afamado ingeniero y fabri­cante de vehículos de compe­tencia, John Cooper”, quien ya era amigo cercano de Alec Issigonis, el creador del icó­nico Mini clásico, reconoció desde el primer momento el potencial deportivo del pequeño Mini.

John Cooper recibió la auto­rización de parte del equipo directivo de BMC para desa­rrollar una serie de 1.000 unidades Mini Cooper con un motor modificado más grande, de 1 litro de despla­zamiento, y ofreciendo 55 hp de potencia máxima.

La respuesta a la llegada de este modelo deportivo al mercado en setiembre de 1961 fue simplemente eufó­rica y los entusiastas pedían por más potencia. Así fue como John Cooper y Alec Issigonis decidieron aumen­tar la capacidad del motor a 1,071 cc y la potencia de salida a 70 hp.

Esta modificación dio naci­miento al Mini Cooper S, con el cual el piloto finlan­dés Rauno Aaltonen ganó su categoría en el Rally de Monte Carlo de 1963, e ini­ció una serie sobresaliente de éxitos en el deporte motor. Hoy en día, la influencia his­tórica de John Cooper se mantiene en la gama John Cooper Works.

Dejanos tu comentario

7H

¿El Cuerpo de Bomberos de Paraguay, debería seguir siendo voluntario?

Click para votar