La invasión de un predio ubicado en Villeta, colindante a la fábrica de Nutrihuevos, pone en peligro la biodiversidad del lugar, y por ende a la mencionada industria avícola y los puestos de trabajo generados por la firma. Así lo denunció el director del grupo empresarial Las Tacuaras, Gustavo Koo.

Esta preocupación fue transmitida ayer por el representante de Las Tacuaras durante la reunión con el presidente de la Unión Industrial Paraguaya (UIP), Enrique Duarte, quien a su vez lamentó la falta de protección a la inversión industrial y generadora de empleo.

Lea también: La brecha de género en el mercado laboral se amplió en Paraguay con la pandemia

El empresario Koo indicó que la propiedad ocupada por las familias invasoras pertenece al Ministerio de Desarrollo Social. La misma se encuentra en una zona no apta para asentamientos humanos, dijo.

En ese sentido, el titular de Las Tacuaras comentó que el grupo empresarial venía gestionando la adquisición de dicho inmueble, ofreciendo al Estado una permuta por otras propiedades ubicadas en zonas urbanas.

Te puede interesar: Industriales reclaman acciones concretas ante trabas de Argentina para exportaciones

“La propuesta es que los pobladores puedan residir en un espacio integrado con la comunidad, y donde estén garantizados los servicios básicos: luz, agua, acceso cercano a escuelas, hospitales, supermercados, medios de transporte, espacios de recreación (plazas), etc”, insistió Koo.

Añadió, además, que la propuesta de Las Tacuaras al Estado representa una contribución del grupo a la formación de ciudades planificadas, ya que los terrenos ofrecidos sí cuenten con un ordenamiento territorial. Recalcó, en ese contexto, que las industrias necesitan un espacio de amortiguamiento por su propia naturaleza y bioseguridad.

Apoyo de la UIP

El represente de la Unión Industrial Paraguaya (UIP) manifestó al empresario todo el apoyo del gremio, y lamentó la total desconexión de los programas gubernamentales entre sí, y la falta de una adecuada protección a la inversión industrial por parte del Estado.

Duarte aseveró que desde la UIP consideran inadmisible que el Gobierno permita la instalación de un asentamiento en una zona donde la bioseguridad para el tratamiento de alimentos es fundamental, y donde existe una apuesta importantísima en materia de inversión para la promoción de empleo formal.

“A esta altura en que nos encontramos, la evidencia de que solo con empleo formal reduciremos la pobreza, la inversión industrial debería ser protegida y alentada”, reiteró el titular del gremio industrial.

Dejanos tu comentario

15H

Arrancó ayer la aplicación de la tercera dosis anti-COVID, ¿qué opina?

Click para votar