En el marco del cumplimiento de las obligaciones establecidas en el Anexo C del Tratado entre Paraguay y Brasil, la Itaipú Binacional transfirió US$ 75,9 millones al Estado paraguayo en los dos primeros meses del año. Los desembolsos corresponden a los conceptos de royalties, cesión de energía y pagos a la Administración Nacional de Electricidad (Ande), informaron desde entidad.

Desde la binacional explicaron que, pese a la pandemia y a la crisis sanitaria, la entidad honra su compromiso con el país e inyecta importantes recursos a sus arcas en estos difíciles momentos.

Leé también: Basanomics: excesiva demora de vacunación es un riesgo para el crecimiento económico

De enero a febrero de 2021, Itaipú remesó US$ 37,2 millones por la cesión de energía y US$ 35,9 millones por royalties al Tesoro Nacional. Por su parte, la Ande obtuvo US$ 2,7 millones por el resarcimiento de las cargas de administración y utilidades; de acuerdo con el reporte de la Dirección Financiera, lado paraguayo de la binacional.

En lo que corresponde solo a febrero, las transferencias por royalties representaron US$ 17,8 millones, mientras que los desembolsos por la cesión de energía significaron US$ 18,3 millones. Ambos conceptos fueron transferidos al Tesoro paraguayo, al cual ingresó así US$ 36,1 millones en total en el segundo mes del año. La Ande recibió US$ 1,37 millones por resarcimiento de las cargas.

Te puede interesar: BCP estima alza en expectativa de crecimiento económico

Utilización del río Paraná

Los royalties constituyen una compensación financiera que reciben los Estados de Paraguay y Brasil por la utilización del potencial hidráulico del río Paraná para la producción de energía eléctrica en la represa de Itaipú. La cesión de energía es la compensación abonada por el Estado brasileño para acceder a la parcela de la producción que Paraguay no utiliza (excedentes). Estos dos conceptos son transferidos al Ministerio de Hacienda, institución que se encarga de distribuir los recursos para sus usos finales, según establecen las legislaciones nacionales.

Por su parte, la Ande recibe cada mes los pagos por resarcimiento de las cargas, y periódicamente también percibe ingresos por las utilidades de capital para hacer frente a sus necesidades presupuestarias, tal como dispone el Anexo C del Tratado de la Entidad.

La Central Hidroeléctrica de Itaipú mantiene un óptimo desempeño, lo que le permite a la empresa cubrir la demanda energética de los dos países y cumplir a cabalidad sus obligaciones financieras. Para hacer frente a la emergencia sanitaria, sin que se resienta en la productividad de la empresa, en la Margen Derecha fueron adoptados rigurosos procedimientos, lo que posibilitaron conservar los indicadores de eficiencia en la usina. Actualmente, la binacional cubre alrededor del 90% de la demanda energética del Paraguay y cerca del 15% de todo el consumo de Brasil.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar