Solo logrando las tipificaciones de excelencia en la calidad de la carne es que Paraguay podrá acceder a los verdaderos mercados internacionales premium, señala la certificadora internacional con sede en el país, Control Unión.

La firma especializada señala que casi el 60% de la faena nacional tiene la calificación de “buena”, pero si se quiere ingresar al verdadero mercado internacional de la carne de calidad o premium, el enfoque debe ser primero de ganados del tipo “muy bueno” o lo que sería óptimo.

Ya así, el siguiente paso debe ser lograr una conformación “excelente”, para lo cual es necesario continuar con los esfuerzos que vienen realizando los productores en mejoras genéticas, buen manejo y nutrición animal.

Según la firma, casi el 60% de la faena nacional tiene la calificación de “buena” en la calidad de la carne. Foto: Archivo.

Lea también: Asociación Rural del Paraguay rechaza declaraciones hechas por Bill Gates

Conformación de reses

El holding Control Unión cuenta con una participación del 75% en las certificaciones de bovinos en frigoríficos de exportación y el mercado local, que como única compañía que a través de la tipificación de carcasas cuantifica la conformación de las reses.

Al respecto, la gerente del Departamento de Carnes de la firma, Milagros Medina, explicó que la conformación es una medida que permite cuantificar la relación músculo-hueso del animal.

“No es una tarea sencilla llegar al mercado internacional de la carne premium, pero siguiendo con los esfuerzos y la dedicación de las partes involucradas, es posible”, expresó la profesional.

Para ello hay que seguir trabajando con genética, manejo y nutrición, y si bien será a mediano y largo plazo, los resultados se verán en la faena, cuando las tropas sean uniformes en edad, conformación y terminación. “Solo de esa forma, sumado a la trazabilidad, podremos seguir avanzando, es el único camino”, señaló Medina.

Uno de los inconvenientes que atraviesa el proceso son los golpes que sufren las reses, que muchas veces si se toman las precauciones, se pueden evitar, y recordó que en el 2020 casi en un 78% se presentaron animales sin lesiones, mientras que el 22% corresponde a golpes.

Es difícil erradicar por completo el problema, pero puede disminuirse y en dicho sentido es clave el manejo en origen, mejorar las condiciones de infraestructura de los corrales, capacitar al personal de campo, evitar concentrar las desparasitaciones, marcación o señalada, castraciones y vacunaciones en el mismo día.

Faena por razas

En los primeros cinco meses del año hubo una importante reducción de la faena de bovinos en las industrias. Foto: Archivo.

En cuanto a las razas, un informe de faena de la certificadora dice que la Nelore sigue ocupando el primer lugar con 659.697 cabezas faenadas, lo que representa una participación del 43%.

El ranking continúa con la raza Brangus y 532.323 cabezas alcanzadas, equivalentes a un 36%. La raza Brahman con 226.252 bovinos faenados, que es igual al 15%, y en el cuarto lugar está la raza Braford, totalizando 73.114 animales y una participación del 5%.

Medina aclaró que no existe una raza mejor que otra y siempre es preferible aquella que más le conviene al productor, ya que cada uno elige la que mejor se adapta al tipo de explotación que realiza y las condiciones de disponibilidad de forrajes, agua y el rendimiento que busca.

En Paraguay existe una predominancia de las razas cebuinas, por las cuestiones climáticas, las razas híbridas como Brangus y Braford presentan un aumento en número, pues con los años se fueron desarrollando cruzamientos que permiten obtener buenos ejemplares, con los cuales se acceden a mercados importantes.

Puede interesarle: Paraguay concreta primera exportación de carne de cerdo al Uruguay

Cabe mencionar que actualmente la cuota Hilton se limita a animales con menos del 50% de sangre cebuina, agrega la especialista.

Respecto al sexo, la faena de hembras corresponde a un 40% y de machos enteros 38%, este último en aumento, pues en el 2019 la faena cerró con 35% y años anteriores llegaba a 30%.

Por último, Medina destacó que más del 60% de la faena corresponde a animales muy jóvenes, menores a 28-30 meses, lo que va mejorando desde hace unos diez años, principalmente por las innovaciones en el manejo, genética y nutrición animal.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar