La Asociación de Importadores y Comerciantes del Paraguay (ASIMCOPAR), que es el gremio que aglutina un importante número de tiendas retail a nivel país, emitió un comunicado en el que solicita al Gobierno un plan de reapertura, para lo cual considera importante conformar una mesa de trabajo de modo a establecer acciones en cuanto a nuevas medidas a ser implementadas una vez reactivado todo, y que deberán acompañar las normas sanitarias ante el COVID-19.

Así lo señaló a La Nación el miembro y representante del gremio, Giovanni Invernizzi, al tiempo de corroborar que se trata de una asociación relativamente nueva conformada en 2019, pero que hace tiempo venían estructurando, ya que se trata de un grupo de empresas que con sus tiendas generan aproximadamente 10.000 empleos de forma directa y otras 40.000 en forma indirecta.

“El comunicado expresa dos aspectos, primero aclarar y hacer públicas las dificultades que estamos atravesando porque todas las tiendas del país estamos a puertas cerradas y con facturación cero, quizás algunas estén moviendo algo con el delivery, pero acá lo importante es la cantidad de proveedores que dependen de nuestra actividad, son unas 40 mil personas en su mayoría mipymes y que no están recibiendo sus pagos”, explicó.

La ASIMCOPAR reúne a un importante número de empresas del sector retail. Foto: Archivo

Mesa de trabajo

Por lo que tales proveedores necesitan de la apertura de las tiendas minoristas, porque son la punta de lanza de la economía, y es por ello que en segundo lugar piden al Gobierno conformar una mesa de trabajo, con el Ministerio de Salud, de modo a elaborar en conjunto el plan de reapertura, sin dejar de acompañar todo lo que indiquen las autoridades respecto a los cuidados preventivos y de seguridad, a más de aplicar adaptaciones que fuesen necesarias para salvaguardar la salud de toda la población.

Lea también: CDE: Piden reapertura gradual y medidas económicas

El comunicado, que menciona a los empresarios Umesh Chandiramani y César Martínez como presidente y vicepresidente respectivamente, habla de que cuanto antes se conforme la mesa de trabajo será mejor, ya que de esa forma se podrán encarar correctamente las acciones, así como concienciar desde los colaboradores, a los clientes y a los proveedores de cuál será la nueva realidad, ya que entienden que la convivencia con el virus no será solo de unas semanas más.

La ASIMCOPAR señala que están haciendo el máximo esfuerzo para mantener a los funcionarios, pero que lastimosamente hay un límite en el tiempo, ya que llevan varias semanas y en algunos casos más de un mes sin ingreso de dinero alguno, situación que pone en riesgo la sostenibilidad de las tiendas.

Mencionan que vienen sosteniendo costos fijos no solo de funcionarios y cargas sociales, sino también de energía eléctrica, agua, telefonía, alquileres, licencias, en algunos casos intereses bancarios prepactados antes de esta situación y otros que son necesarios para el desarrollo de una cadena de locales comerciales, teniendo en cuenta la naturaleza del rubro como ser artículos para el hogar en general, vestuario y calzados.

Puede interesarle también: Vacancias más demandadas son las motodeliverys

Dejanos tu comentario

15H

¿El Cuerpo de Bomberos de Paraguay, debería seguir siendo voluntario?

Click para votar