La junta de Birmania anuló los resultados de las elecciones de 2020 que ganó el partido de Aung San Suu Kyi afirmando que no fueron “ni libres ni justas”, casi seis meses después del golpe de Estado que depuso a la Nobel de la Paz. Las investigaciones habían detectado más de 11 millones de casos de fraude en las elecciones en las que la Liga Nacional para la Democracia de Suu Kyi se impuso a la oposición de los militares, dijo la comisión electoral de la junta.

“Ellos [la LND] intentaron arrebatar el poder del Estado a los partidos y candidatos que no pertenecían a la LND haciendo un uso indebido de las restricciones de COVID-19”, dijo el presidente de la comisión, Thein Soe. “[No] fueron libres ni justas, por eso se anula el resultado de las elecciones de 2020”, añadió.

Lea más: Bolsonaro cambia al jefe de Gabinete

El presidente de la comisión no dijo si se celebrarían nuevos comicios en este país de 54 millones de habitantes. La junta había dicho anteriormente que celebraría nuevas elecciones en un plazo de dos años, pero también amenazó con disolver la LND.

Suu Kyi está detenida desde el golpe y se enfrenta a una serie de cargos que van desde el incumplimiento de las restricciones sobre el coronavirus hasta la importación ilegal de walkie talkies, que podrían llevarla a la cárcel durante más de una década. Birmania está sumida en el caos desde que los militares tomaron el poder en febrero, con más de 900 muertos en la represión de la disidencia, según una organización local.

Busca ayuda internacional

Las autoridades de la junta militar de Birmania están buscando ayuda internacional para luchar contra el coronavirus, informaron el miércoles los medios estatales. El país está sumido en la confusión desde que los militares tomaron el poder en febrero y muchos hospitales no están preparados para hacer frente a un creciente número de casos porque gran parte del personal médico se retiró en protesta por el golpe.

Las órdenes de quedarse en casa que afectan a millones de personas no han logrado detener los contagios, y los crematorios trabajan al máximo de su capacidad mientras los voluntarios sacan los cuerpos de los fallecidos de sus casas.

Lea más: Comenzaron los ensayos en Rusia para combinar la vacuna Sputnik V

El líder de la Junta, Min Aung Hlaing, declaró en una “reunión de coordinación para reforzar la cooperación con la comunidad internacional” que Birmania debería solicitar dinero de un fondo de respuesta contra el COVID-19 creado por la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático.

Según el periódico Global New Light of Myanmar, se están haciendo esfuerzos para trabajar con la ASEAN “y los países amigos”. El miércoles se registraron casi 5.000 nuevos casos de COVID-19, frente a los aproximadamente 50 diarios de principios de mayo, pero los observadores creen que el número real de víctimas es mucho mayor. El Consejo de Administración del Estado --como se denomina a sí misma la junta-- indica que se vacunaron hasta ahora a unos 1,75 millones de personas de una población de 54 millones.

Fuente: AFP.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar