Dos paraguayas fueron rescatadas de un local en México donde eran explotadas sexualmente y fueron puestas bajo custodia policial hasta que en las próximas semanas puedan retornar a nuestro país. Una de las compatriotas logró escapar del cautiverio y denunciar ante la Embajada del Paraguay, desatando así una investigación entre ambos países que logró rescatar a varias mujeres que eran víctimas de una red criminal de trata de personas.

En nuestro país interviene en el caso la agente fiscal María Isabel Arnold, de la Unidad Especializada en la Lucha contra la Trata de Personas y Explotación Sexual del Ministerio Público.

En entrevista con la redacción de este diario, la investigadora recordó que el pasado 7 de mayo recibieron en la unidad una nota de la Embajada de la República de México que informaba sobre la situación que una compatriota que pudo escapar de un lugar donde estaba siendo explotada sexualmente. “La mujer pidió además el auxilio correspondiente para retornar al Paraguay y también manifestó que había otra connacional en la misma situación de explotación, así como mujeres de otras nacionalidades”, explicó.

Lea también: Reconocen que vacunas podrían no alcanzar para todos los mayores de 70 años

Arnold comentó que de forma inmediata se puso en contacto con sus pares mexicanos y con la embajada paraguaya para tomar las medidas correspondientes. “La fiscal de México tomó intervención e inició una investigación con relación a las personas que se dedicaban a la actividad en cuestión. A raíz de eso, se pudo localizar el local donde estaban siendo retenidas las mujeres”, expresó.

Tras estas primeras y fundamentales diligencias, se montó un operativo policial mediante el cual se logró rescatar a la segunda paraguaya que estaba en la misma situación. “Entonces envié una nota al ministro Juan Ignacio Livieres, director general de Asuntos Consulares del Ministerio de Exteriores, para que tome intervención e inicie los procesos de repatriación correspondientes y brinde la asistencia a las paraguayas”, confirmó.

Mientras tanto, las compatriotas se encuentran bajo cuidado de las autoridades en un hogar especializado y reciben la asistencia necesaria. La agente fiscal Arnold explicó que en atención a que se inició igualmente un proceso allá en México, los investigadores precisan de unos días más a fin de contar con los testimonios oficiales de las víctimas, para que luego puedan retornar al país.

Podés leer: “Hoy tengo que visitar una tumba con un ramo de flores”, lamenta madre de Natalia Godoy

La fiscala comentó por otra parte que existiría una tercera paraguaya que viajó mucho antes al país norteamericano y que de hecho se dedica a la actividad en cuestión. Es ella quien está sospechada y denunciada como la persona que atrajo hasta México a las compatriotas rescatadas. “Les envió los pasajes aéreos y dinero incluso”, dijo.

Por último, Arnold relató que toda esta denuncia se debió a una cuestión fortuita, en parte, y también por la valentía de una de las paraguayas que logró escapar. “A ellas se les quitó sus pasaportes cuando llegaron allá. Uno de los clientes del lugar aparentemente solicitó llevar a una de las dos a otro lugar, por lo que tuvieron que darle su documento por si alguien le pedía para no levantar sospechas. Esto fue aprovechada por ella, quien escapó y llegó hasta la embajada”, reveló.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar