Según un informe difundido por GEN – Canal 12 en Tigo Star –, el actual Director de Gabinete de la Dirección General de Administración y Finanzas de la Cámara de Diputados, Toribio Morel, habría intentado manipular a ocho testigos claves para declarar a favor del imputado Miguel Cuevas, presidente de la Cámara de Diputados, en la investigación por supuesto enriquecimiento ilícito iniciada por la fiscal Josefina Aghemo.

De acuerdo al reporte de Guillermo Grance, la jugada tuvo éxito con siete de los citados testigos claves, menos con uno: Carlos Acosta, quien no se prestó a la maniobra.

La situación revelada es el último desarrollo en la mencionada investigación de la Fiscalía Adjunta de Delitos Económicos en contra del diputado Miguel Cuevas, titular de la Cámara Baja, y comprende el periodo en que el citado Cuevas ejercía el cargo de Gobernador del Departamento de Paraguarí (2013 al 2017).

Según datos de la Contraloría General de la República – en el caso específico de los “tractores mágicos”, cuando el ya mencionado Toribio Morel era administrador de la Gobernación de Paraguarí y Cuevas era el gobernador – este Ejecutivo departamental autorizó la “carga de combustibles” a móviles sin motores y otros que estaban ya totalmente destartalados por más de 1 mil millones de guaraníes.

DECLARACIONES

El nombre de Carlos Acosta, así como el de Jorge Franco, aparecen junto a otros cinco en planillas “probablemente adulteradas que presentó Miguel Cuevas para justificar gastos en combustibles en sus famosos tractores mágicos.”

Sin embargo, Acosta precisó que el cayó enfermo en el 2006 y que en febrero del 2007 una junta médica diagnosticó que el primero de los nombrados “presentaba una lesión crónica e irreversible que lo incapacitaba para el trabajo de tractorista.”

El día antes de la declaración de estos testigos claves, Toribio Montiel fue hasta la casa de Acosta, pero este se negó a recibirlo.

Morel permaneció dos horas frente a la casa de Acosta y luego llamó a un hijo del ex tractorista ofreciendo transporte para llevarlos a todos a declarar ante la fiscalía.

Por su parte, al responde a consultas de GEN, Jorge Franco cayó en imprecisiones señalando que creía “que el camión funcionaba (que él manejaba) hasta el 2014.”

Al señalársele que su nombre aparecía como que estaba trabajando en un camión que ya no funciona, se limitó a responder: “Y no sé. No sé qué hicieron por ahí.”

LOS CLAVOS

La Fiscalía Anticorrupción estuvo ayer en Paraguarí recabando datos en el marco de las investigaciones sobre supuestos hechos de corrupción que involucran al presidente de la Cámara de Diputados, Miguel Cuevas, y a su esposa, Nancy de Cuevas. El Ministerio Público comprobó la existencia de elementos que comprometen a Cuevas durante su gestión como gobernador.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar