El estadio General Andrés Rodríguez, casa del malogrado Cerro Corá de Campo Grande, donde otrora dieron sus primeros pasos grandes glorias del fútbol paraguayo, está en venta.

Cerro Corá fue, en sus años de esplendor, gran animador de torneos de Primera División. Además, fue participante de Copa Libertadores y Copa Conmebol, brillando con luz propia.

Una desgraciada espiral de situaciones dejó al orgullo rubro-negro en la lona, víctima de la desidia de propios y extraños, sin predio ni plantel. El predio fue adquirido en un principio por el empresario Omar Torres, pero luego se le perdió totalmente la pista.

Lea más: Test en el Ineram con agendamiento: “No le hemos ganado absolutamente nada al virus”

Dicho drama, signado por deudas impagas a lo largo de los años y fondos malversados, acabó con toda estabilidad del club, que en sus mejores épocas se codeó con Olimpia y Cerro Porteño. Hoy día corre en las redes sociales la oferta de la empresa que gestiona la venta de las casi dos hectáreas del predio.

El Potro rubro negro descendió en el año 2001 y en el 2010 fue la última vez que estuvo cerca de volver a la élite, cuando en el 2009 conseguía el ascenso a Intermedia. En abril del 2018 perdió la licencia de clubes y fue desafiliado del sistema de ligas de la Asociación Paraguaya de Fútbol.

Figuras de la talla de Raúl Vicente Amarilla, Antony Silva, Julio César Romero, Derlis González, Eumelio Ramón Palacios, entre otros, fueron icónicos baluartes de la entidad que uniera a las familias del populoso barrio de Campo Grande.

Lea también: Infectólogos brindan recomendaciones a padres sobre el coronavirus

Dejanos tu comentario

21H

¿En qué condiciones cree que se encuentra la economía del país actualmente?

Click para votar