Washington, Estados Unidos. AFP.

SpaceX pospuso el lanzamiento de 60 satélites a la órbita baja de la Tierra que estaba programado para el jueves en la noche, posiblemente hasta la próxima semana, citando la necesidad de actualizaciones de software.

El lanzamiento del cohete Falcon 9 de SpaceX, desde Cabo Cañaveral, iba a ser el primero de miles de su proyecto Starlink, que busca ofrecer internet de banda ancha para todo el planeta.

“Posponemos para actualizar el software satelital y volver a revisar todo de nuevo”, aseguró en un tuit la cuenta oficial de SpaceX. “Siempre queremos hacer todo lo que podamos sobre el terreno para maximizar el éxito de la misión, la próxima oportunidad de lanzamiento es aproximadamente en una semana”.

La empresa del multimillonario Elon Musk, que lidera la carrera espacial privada en lo que respecta a lanzamiento de cohetes, ahora está tratando de aprovechar un pedazo del futuro mercado espacial de internet.

El lanzamiento lo convertirá en uno de los precursores, junto con su rival, la startup OneWeb, y muy por delante del proyecto de Amazon, Kuiper, la creación del rival espacial de Musk, Jeff Bezos.

Musk espera captar entre el 3% y el 5% del futuro mercado global, una cifra que compartió el miércoles durante una llamada con periodistas.