El senador por el partido Patria Querida, Orlando Penner, habló con La Nación/Nación Media sobre el proyecto interinstitucional que se está desarrollando en el Chaco paraguayo para proveer al territorio de un acceso más seguro al agua potable. Adelantó que se están desarrollando constantes conversaciones con el gobierno central, para debatir la mejor opción para llevar agua al Chaco, bajo el convencimiento de que un nuevo acueducto podría significar una solución inmediata.

“Me encuentro gestionando, apoyando y articulando con las demás autoridades para paliar la difícil situación que se vive en el territorio por la falta de agua potable. Elevé un proyecto al Ejecutivo, sobre la necesidad de instalar un acueducto que en verdad brinde los recursos necesarios, llevando agua potable de manera directa desde el río Paraguay”, explicó.

Las declaraciones de Penner se enmarcan en las pruebas del fallido acueducto que se inauguró en el gobierno de Mario Abdo Benítez y que fueron expuestas por la Unidad de Investigación de Nación Media. El Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) había elaborado una auditoría interna para identificar los alcances del problema y determinar responsabilida­des en la construcción de la obra que requirió una inversión de USD 130 millo­nes, pero solo funcionó algu­nos meses.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Lea más: Buscan soluciones para activar acueducto del Chaco

El senador se encuentra recorriendo los trazados del territorio, buscando materializar el plan de llevar agua potable de manera directa desde el río Paraguay. Foto: Gentileza

“Si se elabora una nueva obra, se brindará por fin la importante cantidad de agua potable que hoy en día necesita el Chaco central, ya sea por tuberías cerradas o por un eventual canal a cielo abierto. Mantenemos constantes reuniones técnicas con el MOPC, el Ministerio de Economía y la cartera del Ambiente y Desarrollo Sostenible, actualizando de los avances al presidente Santiago Peña”, señaló.

Comentó que se estuvo recorriendo el trazado para analizar las posibilidades de instalar una nueva obra, teniendo en cuenta las falencias del acueducto por el cual se destinó una millonaria inversión, sin que cumpla con su objetivo: proveer agua potable a las comunidades más carenciadas por la escasez del líquido vital.

“El día a día se basa en ver dónde hay fuentes cercanas de acceso a agua, para poder paliar mínimamente las necesidades más urgentes de algunas comunidades indígenas, así como sectores campesinos y gente de escasos recursos. Nuestro trabajo inmediato se está basando en apagar todos los incendios porque no hay agua suficiente para el consumo humano y la situación ya se vuelve desesperante”, manifestó el senador.

Nota relacionada: MOPC audita fallido acueducto de USD 130 millones que Abdo inauguró

Dejanos tu comentario