Una madre denunció un presunto caso de mala praxis en el Instituto de Previsión Social (IPS) que tuvo como víctima a su hijo de apenas 4 meses de edad, que sufrió una fractura en la pierna tras ser inspeccionado por un médico. Días atrás, Bianca Santacruz había acudido al Hospital Central del IPS en compañía de su hijo para un control de rutina como parte de la evaluación multidisciplinaria que le habían pedido realizar al pequeño a raíz de su enfermedad (hasta ahora aún desconocida).

Fue así como llegaron a ser atendidos por uno de los médicos del área de Pediatría, quien se encargó de hacer una revisión al bebé. En ese momento, según el relato de la madre, el mismo habría empezado a estirar las piernas y doblar las rodillas de su hijo.

“Fue muy brusca la manera en que le revisó”, expresó la mujer en entrevista con el canal C9N, cuestionando la fuerza aplicada por el galeno cuando tuvo al pequeño en sus brazos. Minutos después, este empezó a llorar de manera desconsolada sin que haya algo que pudiera hacer para calmarlo.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Santacruz comentó que este hecho la dejó sumamente preocupada, por lo que decidió acudir junto a otro de los médicos del IPS para constatar qué es lo que había ocurrido. Al someter a su bebé a una radiografía, el profesional le reveló lo que temía: había sufrido una fractura en la pierna.

La madre culpa al médico que había atendido inicialmente a su bebé por mala praxis y espera que la previsional pueda tomar cartas en el asunto para no dejar el hecho impune, sobre todo porque se trata de la vida de una persona que estuvo en juego.

El Instituto de Previsión Social (IPS) salió al paso de esta denuncia y, a través de un comunicado divulgado en sus redes sociales, manifestó que durante las maniobras aplicadas por el médico para mejorar la situación postural del niño “se pudo haber producido una lesión”, admitiendo de esta manera dicha posibilidad.

Te puede interesar: Lanzan campaña para evitar disparos al aire durante las fiestas y que ninguna vida se apague

Leé también: Pequeños guerreros de la vida: pacientes del Hospital Acosta Ñu recibieron serenata de Navidad

A la par, anunció la constitución de una junta médica convocada por la Dirección Médica del Hospital Central a modo de que se pueda investigar lo ocurrido y que se confirme si efectivamente se trató o no de un caso de mala praxis, tal y como acusa la madre.

En el mismo comunicado, el IPS expresa su solidaridad con la familia del menor y se compromete a “articular los mecanismos pertinentes que se hallen en sus posibilidades para que el mismo reciba el tratamiento que corresponde a su patología”, además de asegurar que “no apañará ninguna situación irregular que atente contra la salud y el bienestar de sus asegurados”.

Dejanos tu comentario