El infectólogo Tomás Mateo Balmelli manifestó este viernes que se debe administrar la crisis sanitaria y “no gastar todas la balas en la práctica”, haciendo referencia a que un nuevo encierro en estos momentos no sería lo más recomendable porque también se debe enfrentar al invierno, época donde aumentan los cuadros respiratorios.

“Yo haría más camas, más trabajadores sanitarios, más insumos a los hospitales, más respuesta hospitalaria y con eso yo intentaría zanjar la crisis sanitaria. Traer la vacuna más rápido y comenzar a aplicar de verdad, no 100 dosis por día. Irse otra vez a cuarentena es llevar el arco hacia delante”, dijo el profesional en comunicación con Universo 970 AM.

Nota relacionada: Fusillo pide analizar restricciones ante “negro panorama epidemiológico”

Sostuvo que implementar una cuarentena estricta sería postergar un desenlace inevitable e insistió en que a la pandemia se le debe enfrentar como tal, “no llevar el arco hacia delante” y tener todavía una sociedad sensible al contagio con el COVID-19, a pesar de que es necesario retroceder cuando los hospitales colapsan.

Mateo Balmelli indicó que pasar de tener una cama a tres no es ampliar la respuesta sanitaria y recomendó “ver qué más se puede hacer” antes de llegar a una cuarentena total ante el incremento sostenido de casos en las últimas semanas. Resaltó que una de las alternativas podría ser asistir a los pacientes que no presentan cuadros graves en sus domicilios.

Te puede interesar: COVID-19: Salud reporta 1.814 positivos y 24 fallecidos en las últimas 24 horas

Virus brasileño

“Hay que dejar de importar el virus brasileño, ya que nosotros no tuvimos la fuerza para hacer eso, Foz de Yguazú cerró sus fronteras. En diciembre, enero y febrero nos fuimos a traer la cepa amazónica a Paraguay, somos expertos en eso. Otra vez estamos corriendo detrás de la liebre, necesitamos un control estricto de las fronteras, volver otra vez a la cuadrillas, evitar las aglomeraciones e insistir a la gente con las medidas sanitarias”, agregó.

Desde el Ministerio de Salud Pública instan a la ciudadanía a seguir con el lavado de manos, uso de mascarillas y mantener el distanciamiento físico ante el aumento sostenido de casos. La cantidad de fallecidos a causa del COVID-19 llegó a 3.411 desde el brote del virus en el país. También hay 145.470 pacientes recuperados y la cifra total de contagio alcanza 175.827.

Podés leer: COVID-19: escenario epidemiológico crítico con más de 2.000 casos comunitarios diarios

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar