Hoy lunes 8 de marzo se recuerda el Día Internacional de la Mujer. A la fecha se ha logrado mucho, pero aún falta luchar más para lograr la igualdad y que los derechos de la mujer sean respetados. Con la pandemia aumentaron la explotación, violencia y discriminación, lo que deja en evidencia la ausencia de políticas públicas de protección de acuerdo a los derechos.

Es así que solo en lo que va de este año el Ministerio de la Mujer, mediante la Dirección General del Observatorio de la Mujer, anunció que se registraron un total de 6 feminicidios a nivel país actualizados hasta el 2 de marzo. En estos casos quedan sin madre y padre un total de 4 hijos.

“El feminicidio es considerado un fenómeno social de carácter catastrófico, porque produce la destrucción de manera brutal del entorno familiar, que significa una grave alteración del desarrollo normal de los hijos que quedan, de los familiares, de la comunidad y hasta del país”, explicaron desde el ente.

Cabe destacar que este año se dio un caso de feminicidio de una paraguaya en el exterior, específicamente en Brasil. Se trataba de una pareja que vivía en Pedro Juan Caballero, pero el feminicidio ocurrió en Ponta Porá, Brasil. En este caso el victimario, el esposo, se autoeliminó; el hecho ocurrió en enero del 2021.

Según la abogada especializada en violencia de género y defensora de los derechos humanos de las mujeres Liliana Zayas, existe cierto avance importante en la visibilización de la violencia contra las mujeres en la sociedad. “Ya se sabe lo que es violencia de género, puede estar a favor o en contra, pero sabe su significado. La ciudadanía comprende que cuando hay una situación de violencia intrafamiliar tiene que llamar al 911, al 137”, afirmó en contacto con la Nación.

Indicó que ahora ya no se trata a la violencia como una cuestión de pareja y que no hay que meterse como quizá años atrás se mencionaba. “Veo un progreso y un compromiso de generaciones que vienen detrás mío y eso es sumamente alentador”, ratificó.

Liliana Zayas, abogada especializada en violencia de género y defensora de los derechos humanos de las mujeres. Foto: Archivo.

Instituciones más fortalecidas

Aseguró que en la actualidad varias instituciones se vieron fortalecidas para ayudar a las víctimas, pero que falta mucho aún para llegar a todas. “Vemos unidades especializadas en el Ministerio Público, defensores especializados, también que los juzgados de paz están siendo fortalecidos con capacitación y, sobre todo, un marco normativo con leyes como la Ley Integral 5777, que incluye la ley de trata, ley de la mujer rural y otras; todo ello sumado a un trabajo interinstitucional”.

Resaltó el trabajo interinstitucional como ocurre con la PREVIM, donde participan instituciones públicas y la sociedad civil fortaleciendo el compromiso normativo previsto en la constitución y normativas de DDHH de las mujeres.

Leé más: “Ni a Cano ni a Griffith”: docentes rechazan posibles reemplazos de Petta

Hay que seguir trabajando

“Igualmente hay que seguir trabajando en una educación en igualdad entre hombres y mujeres, desde la casa, el hogar y los distintos niveles del sistema de educación para desaprender la cultura del machismo”, aseguró Zayas.

Indicó que se debe cumplir con el principio de igualdad. “Eliminando los estereotipos que continúan asignando roles relacionados al género sobre la base de la desigualdad con mandatos de cuidado y sumisión para las niñas y mujeres; de violencia y deseo de propiedad sobre la mujer del hombre. Es importante alertar que donde haya desigualdad habrá violencia”, puntualizó.

Agregó que para erradicar la violencia, además de una educación en igualdad, se requiere de un presupuesto que respalde las políticas públicas dirigidas como lo establece la CN en su art. 48, allanar los obstáculos para que la igualdad sea real y efectiva.

Capacitación permanente

Afirmó que se debe realizar capacitación permanente de los operadores del sistema de justicia, entiéndase jueces, fiscales, agentes de la Policía Nacional, así como de funcionarias y funcionarios del Estado, que asumen responsabilidad en la prevención, atención y sanción de la violencia contra las mujeres.

“Como lo establece el art. 10 de la Ley 5777/16, el Estado implementará políticas, estrategias y acciones prioritarias para prevenir, sancionar y erradicar la violencia hacia las mujeres, a través de los distintos organismos y entidades del Estado”, manifestó.

Leé también: Salud: renunció el viceministro Julio Rolón

Compromiso de todos

“Finalmente el compromiso debe ser de toda la ciudadanía, de no tolerar la violencia contra las mujeres. De participar activamente denunciando estos hechos para llegar antes de que sucedan, de comprender el fenómeno”, sentenció la profesional.

Agregó que se deben tener en cuenta las circunstancias específicas que rodean a una mujer víctima de violencia como ser el fenómeno de la retractación –que no se da en otros hechos– y que se debe a múltiples variables como la dependencia económica, la dependencia emocional, el miedo a realizar la denuncia, vergüenza de asumir ser víctima de violencia y de no ser creída por las autoridades, amistades y familiares. “Porque a diferencia de otros hechos a las mujeres víctimas de violencia se las juzga, revictimiza y no se las cree, y lo más grave, se justifica la violencia con la afirmación de que algo habrá hecho”.

Dejó un mensaje muy alentador a las mujeres, en especial a las paraguayas: “Que no están solas, hoy tenemos voz y es la voz de mujeres valientes que nos hicieron el camino para hoy reivindicar nuestros derechos humanos y decir basta a la violencia contra las mujeres”, concluyó.

Se reportan seis casos de violencia. Foto: Gentileza.

Dejanos tu comentario

12H

¿Está de acuerdo con que los gastos sociales de las binacionales sean destinados a Salud?

Click para votar