Cuando se desvirtuó la manifestación ciudadana debido a incidentes provocados por infiltrados, que desató la represión policial, trabajadores de la prensa fueron también blanco de ataques violentos. En algunos casos, los agresores reaccionaron al identificar específicamente a periodistas y reporteros gráficos en plena función laboral.

“Quise defenderle a un policía, vino otro y me reventó. Ahora estoy en la espera para saber si podré volver a ver o pierdo definitivamente la vista. Este es el Gobierno de Marito Abdo”, expresó el periodista Jorge Martínez, a través de Twitter, con imágenes de las lesiones por los impactos de balines de goma, durante su participación voluntaria para acompañar la convocatoria ciudadana.

Nota relacionada: Manifestación desvirtuada: Giuzzio apunta a “grupos financiados” infiltrados

En comunicación con el canal GEN, Martínez relató que el incidente ocurrió en la esquina de Lido Bar, en Chile y Palma, cuando los policías retrocedieron ante los manifestantes y uno de ellos cayó frente al Ministerio de Hacienda, donde empezó a ser atacado por un grupo violento. Entonces, el comunicador se unió a otro grupo de personas para defender al agente y sacarlo de esa situación.

Martínez llamó a los cascos azules para que llevaran a su compañero herido; sin embargo, uno de ellos, que aparentemente no comprendió la situación, empezó a disparar a quemarropa. El joven dijo que recibió cinco impactos de balines de goma, en el brazo, en la pierna y en el ojo que, afortunadamente, se descarta que sea una lesión grave interna, y se sigue haciendo estudios.

Durante la manifestación, el periodista del grupo GEN, Álvaro Rojas también recibió impactos de balines de goma en zona de la espalda, durante la represión policial, mientras realizada la cobertura de prensa del evento.

El periodista de ABC Color, Osvaldo Cazenave fue víctima de robos y agresiones en zona de Independencia Nacional casi Presidente Franco. “Me robaron el celular y la billetera, fue un grupo de vándalos que nada tienen que ver con los manifestantes, infiltrados. Estos también lanzaban piedras”, relató. El asalto a Cazenave quedó registrado en un video. Además, un vehículo del medio fue atacado con piedras.

Nota relacionada: Tras la furia ciudadana, Mario Abdo pidió a sus ministros poner sus cargos a disposición

Dos trabajadores de prensa del Diario Popular también fueron víctimas de agresiones y, materialmente, hubo daños contra el móvil del medio. El conductor Valentino Arce tuvo una herida en la cabeza y, con la lesión, herido conduciendo llegó al Hospital de Trauma; ya fue dado de alta anoche. El reportero gráfico Milciades Castillo fue parte de esa situación. “No había caso, nos iban a seguir tirando piedras si no salíamos del lugar”, contó.

Además de estos casos, también hubo situaciones de amedrentamiento de parte de manifestantes que no acompañaron el espíritu pacífico de la convocatoria. Como fue el caso de la corresponsal del Grupo Nación en Encarnación, donde un sujeto amenazó a la periodista con arruinar sus notas, dijo que la perseguiría, e incluso se acercó a ella sin tapabocas para toserle.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar