Si bien en esta ocasión la denuncia no es relacionada a casos de COVID-19. Indicaron que se trata de familiares de un paciente internado en el Hospital de Trauma, a quien solicitaron dinero para supuestamente exonerar gastos.

Esta vez, la denuncia llegó hasta el Ministerio de Salud por parte de la hermana de un paciente, internado en el Hospital de Trauma, quien fue abordada telefónicamente por un desconocido, haciéndose pasar por un médico y solicitando dinero para “exonerar gastos”.

En este sentido, la cartera sanitaria recuerda que ningún profesional, ya sea médico u administrativo, llamará a solicitar dinero en concepto de cobro para exoneraciones o por servicios otorgados en hospitales públicos.

Mencionaron que este recordatorio surge luego de una denuncia realizada por familiares de un paciente internado en el Hospital de Trauma, quienes fueron abordados por una persona inescrupulosa, adoptando el nombre de “Dr. Rodríguez”, para solicitar la suma de G. 2.900.000 en concepto de “exoneración de gastos hospitalarios”.

Señalan que incluso esta persona habla en nombre de un viceministro, con quien conversó para contar con el permiso de hacer descuentos y fraccionamientos mensuales de esta maniobra extorsiva.

Leer más: Qué hacer y cómo reportar casos de extorsión relacionados a pacientes con COVID-19

Al respecto, desde Salud explicaron que la denuncia está en poder del Viceministerio de Atención Integral a la Salud y Bienestar Social y la Dirección General de Asesoría Jurídica para el seguimiento correspondiente, y se reitera que nunca, bajo ningún concepto, existe este tipo de cobros por servicios prestados dentro del Ministerio de Salud.

Recordemos que en diciembre pasado, familiares de pacientes internados en terapia intensiva por COVID-19 en sanatorios privados denunciaron que fueron contactados por delincuentes que simularon ser médicos para solicitarles cifras importantes de dinero.

Leer también: Aguardan evaluación de Salud para habilitar albergues para turistas que vuelven de Brasil

En la ocasión habían indicado que los estafadores solicitaban el pago para no retirar supuestamente a los enfermos de la unidad de terapia intensiva (UTI). A mediados de diciembre se tuvo conocimiento de dicho nuevo método de estafa por medios telefónicos.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar