Representantes del Colegio Parroquial “San Pedro y San Pablo” del barrio Mburicaó de Asunción convocaron a una reunión a los padres de los alumnos del nivel secundario, para comunicar de manera oficial acerca del cierre definitivo de dicha institución.

Tras darse a conocer la noticia, los padres presentes realizaron sus respectivos reclamos a los encargados de informar la decisión tomada por el colegio, lo que generó un ambiente tenso y desembocó en fuertes discusiones por parte de ambos sectores.

Es noticia: Ricardo Montaner presenta su show “Las canciones que amo” vía streaming

En la ocasión, las autoridades pertinentes del ente educativo anunciaron que, a partir del 2021, el Colegio “San Pedro y San Pablo” del barrio Mburicaó dejará de impartir clases a los estudiantes del nivel secundario, es decir, a alumnos del 9° grado, 1° y 2° de la media. De acuerdo a lo expuesto por los colaboradores de la institución, el cierre se debe supuestamente a la existencia de la alta morosidad que existe en la administración, por el incumplimiento en el pago de las cuotas.

Cabe mencionar que el colegio ofrece clases en la modalidad de Bachillerato en Ciencias Sociales, bajo una administración privada dependiente exclusivamente del Arzobispado. Igualmente en el mismo predio se encuentra activa una escuela pero que es completamente independiente, ya que es subvencionada.

A partir del 2021, el Colegio “San Pedro y San Pablo” dejará de impartir clases a los estudiantes del nivel secundario. Foto: Gentileza.

Leé también: Los Alfonso celebra 30 años con nuevo disco y show virtual

Los perjudicados

De esta manera, a consecuencia de la nueva medida, se estima que serán perjudicados unos 60 estudiantes, aproximadamente. El reclamo de los padres se da debido a que se enteraron de lo sucedido por medio de comentarios de pasillo, hasta que finalmente se oficializó por la tarde de ayer viernes, pero solamente de manera verbal, ya que no existe un documento escrito al respecto.

La protesta se debe al cuestionamiento acerca de cómo se manejó una situación tan delicada dejando a última hora, si bien ya la decisión sabía y de la cual dicen no hay marcha atrás, de haber avisado para rever el caso dejando así a decenas de alumnos sin educación.

Al respecto el grupo de padres de familia expresó: “No queremos que se cierre el colegio. No sabemos qué grado de realidad en todo esto, en cuanto a la morosidad, ya que en otra ocasión se había mencionado sobre falta de infraestructura. Se tomó una decisión de manera muy arbitraria”.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar