Enrique López Arce, director de la Oficina de Empleo de la Junta de Gobierno del Partido Colorado, en conversación con la 1020 AM, comentó algunos detalles relacionados al problema del desempleo en el país, que se ha visto agravado por la irrupción de la pandemia, lo que obligó el cierre de muchos negocios formales e informales, formando parte de una economía totalmente paralizada.

“Ya tenemos las cifras oficiales del empleo en nuestro país y las cosas no estuvieron bien. El desempleo ha aumentado de junio a setiembre, cuando aún estábamos en las fases de la cuarentena, que al extenderse mucho tiempo, nos ha pasado factura tanto a la economía como al empleo”, explicó López Arce.

Le puede interesar: Bares exigen ampliar el horario nocturno y presentan recurso de amparo

“En junio teníamos a 256.682 ciudadanos que se encontraban realizando búsqueda de empleo y ese número aumentó a 294.687 para setiembre, en lo que se denomina tasa de empleo abierto”, agregó.

También creció el número de personas que perdieron sus empleos y se pasaron al sector de subocupados. Un total de 243.000 estaban registrados en junio y para setiembre se registró un aumento de este valor, llegando a 301.000. Dentro de lo positivo, se destaca el aumento de las personas que fueron ocupadas en el sector primario de la producción, sobre todo en actividades agropecuarias.

Feria de empleo presencial

Con relación al retorno de las ferias de empleos presenciales, el especialista en empleos indicó que hoy se ha concluido la preparación del protocolo sanitario que será presentado al Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social, y serán reuniones de 30 personas por cada hora, con representantes de 10 empresas, todos al aire libre, tomando en consideración también las recomendaciones sanitarias vigentes.

Finalmente, explicó que existe una alerta en el sector enfermería. Sobre este punto en particular, Enrique López Arce explicó que 5 años atrás ya se tenían alrededor de 5.000 enfermeras y enfermeros sin empleos; sin embargo, este año, por la presencia del COVID-19, aumentaron a 1.000 nuevos contratos, lo que es positivo, pero resulta insuficiente.

Falta de empleos para profesionales de enfermería

“Es una carrera que tiene estudiando a más gente del interior del país, es una carrera cara. Se conocen casos de familias que están vendiendo hasta sus chanchitos o sus vacas para que los hijos puedan continuar estudiando la carrera de enfermería, pero cuando llegan a los centros urbanos, descubren que no tienen empleo”, expresó.

“Nos está preocupando eso, estamos buscando alternativas y una de ellas es que dentro de algunos años se tenga que detener la carrera en el primer año para dedicarse a la especialidad. No podemos seguir formando enfermeras o enfermeros para que terminen trabajando en los supermercados, como el caso de algunos que descubrimos recientemente”.

Lea también: Oportunidad para empresas paraguayas utilizando puerto en el mar Adriático



Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar