La Dirección de Vigilancia Sanitaria informó que 116 pacientes inmunocomprometidos contrajeron COVID-19 y además requirieron hospitalización. El 83% de ellos son personas con cáncer, de los cuales el 4% falleció por el virus.

En total serían 96 pacientes oncológicos que adquirieron el virus en territorio nacional desde el inicio de la pandemia, de acuerdo al informe de esta dependencia de Salud Pública.

“Los datos corresponden a nivel país. No a todos los pacientes se les hace el test de COVID-19, solamente a aquellas personas que se realizan quimioterapia o que ingresarán a cirugía se les practica el test”, expresó el doctor Nelson Mitsui, director del Instituto Nacional del Cáncer.

Lea más: Sequera sobre regreso a clases: “se tendrá un aumento de mortalidad de 10%”

Pacientes con mayor riesgo

El equipo de Vigilancia de la mortalidad reveló, en un estudio parcial al 5 de octubre, que de 1.012 fallecidos, 72 describieron datos de estar inmunocomprometidos, entre ellos, 44 personas fueron identificadas con algún tipo de cáncer, representando el 4,3%.

Recordemos que los pacientes oncológicos que contraen el virus sufren mayor riesgo de padecer complicaciones graves de salud debido a que están comprometidas sus defensas.

“Con el cáncer se complica más la situación, porque el paciente es inmunodeprimido. Es decir, tiene las defensas bajas por la enfermedad o por los tratamientos que recibe, como quimioterapia o radioterapia”, manifestó Mitsui en contacto con La Nación.

El profesional insistió en que los datos sean tomados del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias y del Ambiente Juan Max Boettner (Ineram) o de un hospital de referencia contra el COVID-19.

Lea también: COVID-19: “Es más fácil estar con tapabocas que conectado a respirador”

Tratamiento oncológico

Mitsui explicó que si un paciente se encuentra en tratamiento de cáncer y presenta síntomas sospechosos de COVID-19, debe acudir de inmediato a la consulta médica y mencionar su enfermedad al médico.

“Suspendemos cualquier tratamiento oncológico si el paciente tiene COVID-19. Se pide un test antes de la quimioterapia, porque empeora su situación de defensas. Se suspende porque es prioridad el tratamiento de coronavirus hasta que se recupere”, subrayó Mitsui.


Dejanos tu comentario

14H

Diciembre inicia con más de 1.000 casos de COVID-19. ¿Cuál cree que es la causa principal?

Click para votar