El director de la XI Región Sanitaria, doctor Roque Silva, considera que el departamento Central se encuentra en su pico con 134 nuevos casos de COVID-19, encabezando la cantidad de infectados en cuanto a todo el territorio nacional. Pide que la ciudadanía cumpla con la cuarentena social para desacelerar la velocidad de contagios, si no se podría determinar retroceder a fase 0.

“Vamos llegando al punto alto de los casos, es un motivo de preocupación porque prácticamente el COVID-19 dejó Alto Paraná y está enfocado en Central y capital. Hablamos de más de 100 casos diarios en Central, ha subido la cantidad de internados en salas comunes y terapia intensiva”, afirmó Silva.

Aparte de capital, San Lorenzo sigue siendo el epicentro del virus en Central. Sin embargo, la situación no es muy distinta en Luque, Lambaré, Capiatá y Fernando de la Mora, donde los casos de COVID-19 no dan tregua y continúan aumentando diariamente.

Central suma 3.673 casos confirmados desde el inicio del brote de COVID-19. Silva considera que la fase crítica en el departamento se extenderá hasta la mitad del mes de setiembre.

Lea también: Anestesiólogos piden insumos y resultados rápidos de las pruebas del COVID-19

“San Lorenzo sigue siendo el epicentro, fue una de las ciudades con más casos nuevamente ayer. Se está moviendo en las cinco ciudades más rojas de Central. En esos lugares se está moviendo intensamente el virus por eso pedimos a la gente que salga de su casa solo si es necesario”, expresó Silva en contacto con 1020 AM.

Señaló que el fin de la cuarentena social es que se reduzcan los encuentros clandestinos donde se dan la mayoría de los contagios. En caso contrario se podría volver a fase 0 de la cuarentena inteligente. Así también destaca la cantidad de recuperados.

Lea además: En Paraguay ya son 219 los fallecidos por COVID-19 y 13.602 los casos confirmados

“Esas actividades clandestinas que hace la gente son las que tienen que suspenderse. En los restaurantes cumplen con el protocolo. Si no resulta esta cuarentena social podemos hablar de un retroceso de fase. Es preocupante”, aseguró Silva.

De acuerdo a Salud Pública, el país alcanzó 13.602 casos positivos de COVID-19 con 369 nuevos positivos. Con 14 fallecidos suma 219 víctimas fatales de la enfermedad y 7.649 pacientes recuperados.

Dejanos tu comentario

11H

El nivel de ocupación de camas de terapia intensiva llegó al tope. ¿Qué debe hacer Salud Pública?

Click para votar