Miembros del Sindicato Municipal de Trabajadores de la Ciudad de Asunción (Simuca) se manifestaron esta mañana frente al domicilio del ministro y presidente de la Corte Suprema de Justicia, Dr. Alberto Martínez Simón, exigiendo que se estudie la inconstitucionalidad del contrato con la empresa TX, contratada para el servicio de pago de impuestos. Gladys Galeano, presidenta del Simuca, anunció que se manifestarán frente a las viviendas de los nueve ministros de la CSJ hasta que su pedido sea escuchado.

Tras la decisión de Óscar Rodríguez, intendente de Asunción, de rescindir el servicio tercerizado de cobro de impuestos implementado por el Consorcio TX por incumplimiento y volver al antiguo sistema, la entidad privada decidió demandar a la comuna por US$ 15.000.000 como indemnización, el Simuca pide que se declare inconstitucional el contrato con la empresa.

Relacionado: Asesor jurídico de la Municipalidad de Asunción responde a demanda de TX

“Vamos a manifestarnos hasta que se dignen a recibirnos porque ya pedimos audiencia desde el 2018 y nunca nos reciben para explicarles cuál es el problema con la empresa TX, entonces estamos viniendo a la casa de cada uno de ellos (los ministros)”, adelantó Galeano, quien se encontraba con un grupo de miembros del gremio Simuca con pasacalles y megáfonos exigiendo ser recibidos.

Como antecedente, Galeano manifestó que el Simuca ya presentó la inconstitucionalidad en la contratación de TX, así como también ya había presentado la agremiación “Asunción no se vende”, y que hasta el momento el pedido aún no fue estudiado.

“Nosotros exigimos que esto se solucione porque la empresa ya está demandando a la Municipalidad de Asunción por US$ 15.000.000, lo que es una estafa más al que quiere incurrir TX. Porque sí es una estafa que se posicionó durante la administración de Mario Ferreiro. Si se quedaba, los contribuyentes iban a ser los que pagaban”, explicó.

Relacionado: Largas filas en Municipalidad de Asunción para realizar trámites

Aseguran, en primer lugar, que el sistema de pago de tributos no funciona y que no cumplieron el contrato de principio a fin, por lo que los funcionarios de la comuna siempre dieron aviso a la empresa que el sistema no funcionaba y que los inconvenientes nunca fueron resueltos; además, durante los dos meses que estuvo en funcionamiento, Asunción perdió US$ 1.000.000.

“La empresa dice que ellos trabajaron y que hicieron muchas cosas, eso es mentira, los que trabajaron son nuestros compañeros. Todas las veces que se dio aviso de que no funcionaba su sistema se hizo por escrito y en la empresa en su descargo por la rescisión del contrato dicen que los compañeros no informaron”, explicó Galeano.

Según Simuca, TX representa todo un sistema de negociado dentro de la comuna capitalina, ya que el software para la consultoría de gestión tributaria nunca funcionó. Además, aseguran que el consorcio nunca entregó el código fuente de la parte de recaudación de la municipalidad para que sus propios funcionarios lo manejen y no proveyeron de computadoras para los funcionarios del área.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar