El presidente de la Unión Industrial Paraguaya (UIP), Enrique Duarte, manifestó que la transición de gobierno que se da entre la administración de Mario Abdo Benítez, y el equipo de transición de Santiago Peña, presidente de la República electo y proclamado, necesariamente tiene que darse con orden para que la economía del país no se vea perjudicada.

El mismo expuso que el traspaso de mando y todo lo que ello implica tiene mucha relación con las sensaciones dentro del mercado, es decir, que cualquier eventualidad podría incidir de manera positiva o negativa en la economía local. “La economía se mueve muchas veces por sensaciones y cuando existe este tipo de discusiones, no crea un ambiente propicio para seguir desarrollando la economía”, dijo Duarte a Unicanal.

Leé también: El potencial ganadero del Chaco se expande a lo agroindustrial y de servicios, recalcan

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Asimismo, recordó que una transición ordenada implica la prevalencia a la seguridad jurídica lo que conlleva a una buena administración para lograr el objetivo de aplicar políticas públicas. “Nosotros pensamos así por eso llamamos a la cordura. Acá lo que tenemos que hacer es seguir generando empleo, seguir incentivando a la formalidad para la tan anhelada actividad social”, precisó.

Por eso, aseguró que tanto Peña como Abdo deben tener como prioridad hoy el interés ciudadano y poder trabajar en conjunto por encima de los intereses personales. “Creo que es el momento de dejar las mezquindades y pensar en el país, con un espíritu patriótico”, expresó.

“Es momento de seguir adelante, de seguir generando desarrollo. Apelo al presidente entrante y saliente a que busquen, por el bien de la nación, trabajar y que eso esté por encima de sus diferencias. Y que todos juntos trabajemos por el país”, aseveró.

Te puede interesar: Ecommerce Day 2023, comienza la gran fiesta del comercio electrónico en el Paraguay

Dejanos tu comentario