De cada G. 100 de ingresos tributarios, G. 52 se destinan al cumplimiento de las principales funciones del Estado.

En este sentido, la distribución de salarios por sectores está conformada de la siguiente manera: G. 26 van a educación, G. 11 a salud, G. 15 a policías y militares y G. 16 al área administrativa, de acuerdo al informe de la Situación Financiera de la Administración Central (Situfin) del mes de mayo, presentado por el viceministro de Economía, Iván Haas.

En la oportunidad, Haas indicó que los ingresos totales registran un incremento de 27,4% al mes de mayo, luego de la caída de 16,4% en el mismo periodo del año pasado.

Así también, se mantiene el buen desempeño de los ingresos tributarios sustentados en la dinámica de la Subsecretaría de Estado de Tributación (SET) y la Dirección Nacional de Aduanas (DNA). El Impuesto al Valor Agregado (IVA), por su parte, sigue mostrando una tendencia positiva con una variación interanual de 44,9%.

Puede interesarle: Ley de expropiación de la reserva Morombí puede convertirse en un “legado tóxico y nocivo”, dice ARP

Mencionó además que al mes de mayo, la administración central presenta un déficit de G. 1,4 billones, equivalentes a US$ 220,6 millones, lo que representa -0,6% del Producto Interno Bruto (PIB).

Asimismo, se registra un resultado operativo de G. 733,2 mil millones (US$ 109,1 millones), representando el 0,3% del PIB. Dijo que además se mantiene un nivel de inversión estratégica de US$ 329,6 millones, ya que el compromiso es sostener la ejecución de obras que han iniciado, con una estimación de inversión del 3% para este año, alrededor de US$ 1.000 millones.

Por su parte, Rolando Sapriza, director de Política Macrofiscal, señaló que los gastos presentaron una disminución de -1,3%, registrándose una desaceleración en las prestaciones sociales en comparación con el mismo periodo del ejercicio fiscal anterior, debido a la finalización de programas transitorios implementados en el marco de la Ley de Emergencia.

En cuanto al aumento del porcentaje en remuneraciones, aclaró que se debe mayormente a los pagos al personal contratado del Ministerio de Salud Pública.

El compromiso con los programas sociales tradicionales se mantiene, G. 621.000 millones se destinan al programa de adultos mayores, G. 184.000 millones al programa Tekoporã, G. 10.000 millones a Pytyvõ Medicamentos y G. 20.000 millones al subsidio de frontera. En total, unos G. 856.000 millones van a programas tradicionales y G. 30.000 millones a programas transitorios.

Lea también: La productividad bancaria aumentó 15,8% a abril, motivada por disminución del personal

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar