Desde la Asociación de Empresas Paraguayas Proveedoras para Eventos (Aseppe) aguardan con expectativa la reactivación gradual del sector y apuntan como principal fuente de ingresos en la reapertura a las colaciones, previstas para fin de año. “Más allá del COVID-19, nos estamos muriendo de hambre”, dijo Christian Lozano, de Aseppe, expresión con la que exteriorizó el delicado momento que atraviesa este rubro, suspendido durante seis meses.

El empresario contó en entrevista con Unicanal, que ni bien se autorizó la reactivación con el protocolo aprobado por el Ministerio de Salud Pública, empezó a moverse el sector. “Las primeras expectativas son las colaciones que fueron los primeros que se manifestaron. Las más grandes ya se fueron para el año que viene, las que aguantan con la cantidad de gente que hipotéticamente se va a habilitar para el mes de diciembre. Comercialmente nosotros esperamos que esto se mueva para noviembre y diciembre”, aseveró.

Te puede interesar: Eventos serán supervisados por profesionales y se harán solo en locales especiales

Incorporar hisopados nasales

Dijo que ya se tiene previsto realizar eventos entre noviembre y diciembre, con 100 a 150 personas, a través del sistema mixto (mitad adentro y la otra mitad afuera), y a partir de enero, se estaría también incorporando el hisopado a los asistentes, de modo de ampliar la cantidad de participantes.

Afirmó que todo va a depender del comportamiento tanto para los organizadores como para la ciudadanía para ir aumentando el cupo de asistentes. “Está comprobado que si se cumplen las medidas, se mitigan bastante los contagios, entonces, aprovechemos esta oportunidad porque anduvimos mucho atrás de llegar a estos acuerdos”, significó.

Lea más: Advierten que continúa el aumento exponencial del COVID-19 en Central

Insistió que el rubro fue uno de los más golpeados por la pandemia y “ya no da nuestra economía”. “La ciudadanía tiene que entender que el sector ya no da para más”, acotó Lozano, al tiempo de sostener que el gran aplazado es el sector privado.

“En especial hablando de bancos, financieras y cooperativas. Seguimos teniendo problemas y no queda de otra que reactivar esto porque más allá del COVID-19 vamos a terminar muriendo de hambre, vamos a terminar quebrando las empresas. La gente vende su capital, entonces cuando esto pase no vamos a tener capital para trabajar y tampoco se va a poder reactivar el empleo. Entonces esto más que una reactivación de eventos, es una reactivación laboral, es una reactivación económica, porque nosotros tenemos que sustentar ese empleo. Y repito, los grandes ausentes fueron los del sector privado”, concluyó.

Leé también: Instan a reducir al mínimo ganancias por alimentos de la canasta familiar

Dejanos tu comentario

12H

Desde mañana el uso del billetaje electrónico en los buses será obligatorio ¿es una ventaja para la ciudadanía?

Click para votar