Ciudad del Este. Agencia Regional.

Un hombre fue condenado a 5 años de pena privativa de libertad, por violencia familiar y coacción grave, en juicio que culminó hoy en la sede judicial de Alto Paraná. El sentenciado está identificado como Gustavo Antonio Medina Velázquez, quien ejerció violencia sistemática a su entonces pareja. También enfrenta otro proceso por homicidio doloso del hijo de la víctima de violencia familiar, por venganza a su expareja, ante el abandono del que fue objeto.

El Ministerio Público estuvo representado por la fiscal Susan Vega, mientras que el tribunal de sentencia que entendió en el caso de violencia familiar y cocción grave estuvo integrado por Evangelina Villalba (Presidente), Lourdes Morínigo y Óscar Gabriel Genes. Fueron presentadas en juicio pruebas documentales y testimoniales para la demostración de la responsabilidad del acusado en los hechos juzgados.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Según los antecedentes expuestos en juicio, Gustavo Antonio ejerció violencia física y psicológica durante un período prolongado sobre su entonces pareja, en la vivienda familiar del barrio San Rafael de Ciudad del Este. En uno de los episodios, el 2 de mayo de 2021, el acusado agredió brutalmente a la víctima con puñetazos y con un termo, porque ella había ido a la casa de su hijo, ubicada a pocos metros de su vivienda, y no respondió a sus llamadas telefónicas.

Puede interesarle: Supuesto feminicidio: asesinó a su pareja y luego se quitó la vida en Paraguarí

Tras ese episodio, habiendo soportado abusos y humillaciones, la mujer decidió abandonar a su pareja y mudarse a otro lugar, apagando su teléfono celular. Sin embargo, el 7 de mayo en horas de la madrugada, al encender su aparato telefónico, encontró llamadas perdidas y audios enviados por el hombre, donde este la amenazaba con matar al que ella más quería, refiriéndose a su hijo Gustavo Melgarejo, hijastro del mismo.

Inmediatamente, la madre envió un mensaje de voz a su hijo para advertirle que se cuidara de Medina. Sin embargo, minutos después escuchó unos gritos de socorro, y al salir a la calle vio a su hijo herido en el suelo, manifestándole en guaraní “Gustavo che kutú, mamá” (Gustavo me apuñaló, mamá). El herido fue auxiliado y trasladado hasta el pabellón de Emergencias Médicas del Hospital Regional de Ciudad del Este, donde se constató su fallecimiento.

Tras el crimen, el presunto homicida envió otro audio a la mujer, advirtiéndole que ella sería la próxima en ser asesinada. El agresor huyó del lugar y permaneció prófugo durante algunos días, hasta que fue localizado, sometido a golpes por los vecinos y detenido, siendo finalmente entregado a las autoridades policiales.

Ante estos hechos, además del homicidio, el hombre había sido denunciado también por violencia familiar y coacción grave. Por el caso de homicidio doloso, Gustavo Antonio Medina Velázquez deberá enfrentar otro juicio oral el próximo 16 de abril del 2024, siendo fiscal acusador, Luis Trinidad Colmán.

Puede interesarle: Detuvieron a cuatro supuestos delincuentes en el Este y apartaron a un policía



Dejanos tu comentario