La jueza Rosarito Montanía actualizó este miércoles la orden de captura nacional e internacional del narcotraficante uruguayo Sebastián Enrique Marset Cabrera, de 32 años, incorporando su falsa identidad brasileña Luis Pablo Amorin Santos, que utilizaba en Bolivia, hasta que escapó el pasado 29 de abril del operativo policial “León 23″ en Santa Cruz de la Sierra, donde formaba parte del plantel del club de fútbol Los Leones El Torno.

En la orden de detención también aparece la identidad boliviana Gabriel de Souza Beumer, que Marset adquirió en abril de 2019 en Bolivia. A pedido del fiscal Deny Yoon Pak, la magistrada decidió actualizar las órdenes dictadas el 24 de mayo de 2022 y el 14 de octubre de 2022, en el marco de la operación paraguaya A Ultranza Py.

Lea más: León 23: Marset iba a ser detenido mientras jugaba fútbol y escapó por un secuestro

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

En 2013, Marset fue condenado en Uruguay por narcotráfico. Tras salir de prisión en 2018, ingresó ese año a Bolivia por primera vez. Desde el 2020 se instaló en Asunción (Paraguay), junto a su pareja Gianina García Troche y entonces dos hijos (hoy son tres). El 19 de setiembre de 2021 apareció en Dubái (Emiratos Árabes Unidos) con un pasaporte paraguayo falso, lo que produjo su detención cuando intentaba viajar a Turquía.

El 19 de agosto de 2022, Marset se comunicó con el Canal 4 de Uruguay, desde un número de teléfono registrado en Sudáfrica para dar su versión sobre diversas acusaciones, incluyendo su implicación en el asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci, el 10 de mayo de 2022, en Colombia. Según las autoridades andinas, Marset volvió a Bolivia en setiembre de 2022 desde Europa.

Lea también: La policía no sabe si Marset sigue en Bolivia

Dejanos tu comentario