El senador colorado Rodolfo Friedmann, imputado por lavado de dinero, apeló este lunes la resolución de la imposición de medidas cautelares dictada por el juez penal de Garantías, Rolando Duarte. La defensa del legislador pretende que se le exima de medidas.

El pasado 12 de noviembre, el magistrado Duarte concedió medidas alternativas a la prisión a Rodolfo Friedmann y su esposa Marly Figueredo, imputados por el negociado de la merienda escolar en el Guairá. Ambos recibieron el beneficio tras chicanear el caso desde el pasado mes de agosto. A Friedmann se le impuso una fianza de US$ 200 mil y tiene prohibido salir del país, cambiar de domicilio y número de teléfono para no perder la comunicación. La señora Figueredo tiene prohibido abandonar el país y su fianza es de US$ 100 mil. Ahora, el senador busca que estas medidas mínimas queden sin efecto.

Te puede interesar: Oro en Paso Yobái: empresa estaría operando de forma irregular con protección política

“Las medidas alternativas a la prisión ya recomendadas por el Ministerio Público, en ese sentido se ha concretado el embargo de una propiedad por valor de US$ 200 mil en relación con Rodolfo Friedmann y la señora Marly Figueredo por US$ 100 mil”, señaló el juez Rolando Duarte, en dicha oportunidad

Sostuvo que la orden de no cambiar de número de celular para ambos es a causa de que la comparecencia en los tribunales están suspendidas y no se debe perder comunicación con los procesados. La diligencia fue solicitada por la defensa, el abogado Guillermo Duarte Cacavelos, y el juzgado hizo lugar al pedido.

Podés leer: Caso Friedmann: Fiscalía debe determinar inmuebles y cuentas bancarias a bloquear

Desde la imputación del Ministerio Público, Rodolfo Friedmann, Marly Figueredo y los demás procesados en la misma causa chicanearon el proceso, buscando evitar ser sometidos a la justicia por las denuncias contra el político colorado.

La Fiscalía imputó al exgobernador del Guairá por administración en provecho propio, lavado de dinero, asociación criminal y cohecho pasivo. Marly Figueredo está procesada por presunto lavado de dinero. Friedmann es acusado de montar un esquema con la empresa Eventos y Servicios SA (ESSA) a fin de adueñarse de la merienda escolar, mediante licitaciones direccionadas en su época de gobernador y terminaba beneficiando a la firma de su propiedad.

Nota relacionada: Juez rechaza chicanas presentadas en caso Friedmann

Dejanos tu comentario

12H

¿La decisión de habilitar balnearios fue acertada?

Click para votar