Al ser destituido como jefe de Estado declaro un patrimonio de G. 820.000.000, sin embargo, un año después, declaró tener G. 1.600.000.000.

El ex presidente de la república del Paraguay y actual senador de la nación, Fernando Armindo Lugo, el 15 de julio del 2013, declaró activos por un total de G. 1.600.000.000 en el año 2013, momento en el que asume en la Cámara Alta.

Cabe recordar que el entonces jefe de Estado fue sacado de ese cargo mediante un juicio político luego del hecho conocido como la masacre de Curuguaty. Cuando fue relegado del cargo, declaró tener un patrimonio neto por valor de G. 820.592.485.

Lo más curioso en sus declaraciones juradas al asumir el senado en el 2013, luego de candidatarse como tal por el Partido Frente Guasu, fue que su patrimonio neto creció un 95% a solo casi un año de su destitución.

Nota relacionada: Varios retoques en la declaración de bienes del ministro Friedmann

El aumento considerable de su patrimonio neto en el 2013 es de unos G. 880.000.000 que se debe a joyas por G. 100.000.000, obras de arte G. 100.000.000, obsequios por G. 200.000.000, equipos de oficina G. 20.000.000, una nueva camioneta Ssangyong Rexton por G. 160.000.000.

Además, entre los datos declarados, citó tener como activos en dinero en efectivo por G. 24.000.000 en el Banco Itaú, una moto Kawasaki cuyo valor declarado fue de G. 36.000.000, además de 3 propiedades por un valor total de G. 360.000.000, de los cuales, mandó edificar en dos por un total de G. 300.000.000.

La pregunta es ¿qué hizo que su patrimonio neto suba casi el doble en ese periodo transcurrido desde su destitución como presidente (22 de junio del 2012) hasta asumir como senador el 1 de julio del 2013?

Luego de ser destituido de la presidencia, se dedicó a su objetivo de llegar al senado, donde tuvo de derrochar millones para campaña política.

Leé también: Duplicó valor de acciones, eliminó depósito de G. 2.000 millones

Claramente existen dudas sobre el origen de los recursos que fueron declarados por el actual senador por el Frente Guasu en cuanto a los datos proporcionados en las declaraciones juradas, días después de asumir como integrante de la Cámara Alta.

Desde que Fernando Lugo entró en la esfera de la política a mediados de la década del 2000, con esa imagen “pura” y “salvadora”, registró un incremento del 152,6% en su patrimonio neto.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar