En Barrio Obrero y Sajonia comienzan a definirse mañana y el jueves la serie de octavos de final de la Copa Liberta­dores de América, que invo­lucra a dos clubes paragua­yos. Además de la gloria deportiva, hay buen dinero por avanzar a las instancias definitorias de la legendaria competición de clubes, que anualmente organiza la Con­federación Sudamericana de Fútbol (CSF).

En el estadio la Nueva Olla de Cerro Porteño, Libertad, que clasificó segundo, por detrás del argentino Boca Juniors, recibe al boliviano Jorge Wilstermann, que a la vez ganó su serie, jugando muy bien.

Libertad había comen­zando bien su participación, incluso liderando la fase de grupos, pero sobre el final tuvo que cambiar de entre­nador y puso en funciones al DT Gustavo Morínigo, en sustitución del argentino Ramón Díaz. El Gumarelo no ha podido ganar sus últi­mos partidos, incluso clasi­ficó en forma dramática y a duras penas mediante una “ayudita” de Boca, que eli­minó al venezolano Caracas.

En el Defensores del Chaco, Guaraní, que terminó segundo en la fase de grupos, va el jueves frente al pintado Gremio de Brasil, también ganador de su serie.

Los técnicos Gustavo Morí­nigo y Gustavo Costas, de Libertad y Guaraní, arman la estrategia para los prime­ros partidos, que son vitales en cuanto a obtención de resultados positivos, pues los “mano a mano” se deci­den la siguiente semana, en Bolivia y Brasil, respectiva­mente. Se tiene en cuenta la diferencia de goles, incluso se podría decidir en penales.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar