Casi un año y medio después de su lanzamiento previsto inicialmente, la nueva telenovela estrella de Globo, “Nos Tempos do Imperador” (En los tiempos del emperador), se estrenó el lunes pasado, 9 de agosto, y se incorporó a la programación diaria, presentada como la primera producción inédita en pandemia del canal brasileño.

Protagonizada por los actores Selton Mello y Letícia Sabatella, “Nos Tempos do Imperador” recrea la época monárquica de Brasil y seguirá los pasos de Don Pedro II (1825-1891) a través de 155 capítulos que se desarrollarán durante cinco meses en el horario estelar de “la novela de las 6”. Su estreno inicial estaba previsto para el 30 de marzo de 2020, pero debió postergarse a causa del coronavirus que en esa época afectó las grabaciones, que se pudieron retomar en noviembre pasado.

Justamente el primer capítulo incluye la escena que fuera anticipada el 9 de marzo de 2020 y que generó indignación de internautas e historiadores paraguayos en las redes sociales por el perfil equivocado que muestra del Francisco Solano López, según se afirmó.

“Brasil nunca se rendirá ante un dictador”

Ambientada hacia 1856, casi una década antes del inicio de la Guerra de la Triple Alianza, el drama histórico presenta a Don Pedro II durante un viaje al centro-oeste brasileño. En la escena ampliada, el campamento en la selva del emperador es irrumpido por un séquito de soldados.

“¿Quiénes son ustedes?”, pregunta Selton Mello personificando a Don Pedro II. “Soldados del ejército paraguayo”, responde el actor uruguayo Roberto Birindelli, al presentarse: “A mí comando, majestad: General Solano López. Tenemos mucho que conversar”, mientras descabalga.

Nota relacionada: Coronavirus: Globo pospuso su serie “Nos Tempos do Imperador”

“No sé cómo debo encarar su presencia en mi país, si es una visita o una invasión”, señala el emperador, desconcertado. “Es apenas un encuentro de líderes de países vecinos y amigos”, responde López, a lo que el brasileño consulta sobre su relación con Carlos Antonio López. “Seré el próximo presidente de Paraguay”, le aclara el sucesor del entonces mandatario paraguayo.

“Don Pedro, yo soy un hombre que piensa en el futuro, y es sobre el futuro de nuestros países que quiero conversar”, comenta López. El emperador contesta que no es una ocasión apropiada, que se encuentra en un viaje privado y le indica que pida una audiencia en Brasilia, la capital del país.

“Bueno, somos vecinos, comprensa”, empieza a comentar López, mientras pasa al lado del emperador, se para junto a un mapa del continente, cerca de la tienda de campaña y desenvaina su espada. “El Brasil es un país enorme, pero Paraguay va ser la gran nación de América del Sur. Nuestra industria está creciendo mucho y en poco tiempo vamos a poder competir con Inglaterra. Pero hay un problema, para que podamos vender nuestros productos necesitamos tener acceso al mar. Con Brasil y Paraguay unidos podemos tener total control sobre el Río de la Plata”.

Lea más: Coronavirus afecta a “Nos Tempos do Imperador”

Los internautas brasileños elogiaron a los actores principales, pero otros criticaron que el emperador sea presentado como un héroe de la historia. Foto: YouTube.

“Sería como una declaración de guerra con Argentina y Uruguay”, argumenta el emperador. López le dice: “No necesariamente. Podemos tener un gigante imperio a mi comando. Una sola familia”. El brasileño le exige que sea más claro con su pretensión. “Vine a tratar el casamiento con su hija heredera, la princesa Isabel”, continúa el general paraguayo. Entonces, la telenovela pasa momentáneamente a otra escena que muestra a la princesa Isabel.

“Esa mujer es una niña”, argumenta el emperador, de vuelta al campamento. “¿Y cuál es el problema? No es así que la realeza organiza sus casamientos”, acota López. Pedro II señala: “Usted no es parte de una familia real. No es príncipe”, y recibe por respuesta: “No, yo soy el próximo presidente de Paraguay”.

Ya con la tensión elevada, el emperador sentencia: “General, el casamiento con mi hija está completamente fuera de cuestión, ahora por favor retírese de mi país”. Enfurecido, el general paraguayo rasga la mitad del mapa con su espada y desafía: “Un día todo el Brasil se va encorvar ante Solano López”.

Lea más: MALa, el primer museo de cripto-arte latino

Finalmente, Pedro II se aproxima y declara: “Brasil nunca se rendirá ante un dictador. Nunca. Los niños de este país lo cuidarán para siempre. Incluso pueden caer algunas veces, pero se levantarán, en nombre de Brasil, en nombre de la libertad. Y son muchos. Nacen todos los días, dispuestos a luchar por Brasil. Y yo, General, incluso después de la muerte, viviré en cada uno de ellos”.

Esta primera reunión entre ambos líderes muestra que la relación entre Paraguay y Brasil no será la mejor, anticipaba Globo, el año pasado. En Brasil, el discurso final de Pedro II de la escena fue tomada como una alusión contra el gobierno del actual presidente Jair Bolsonaro, ya que los guionistas también publicaron en redes consignas que dicen: “Fuera Bolsonaro”.

Habrá guerra

El próximo lunes 16 de agosto, en el sexto episodio volverá a darse una mención de Paraguay. Esta vez, el militar Luís Alves de Lima e Silva, también conocido como el Duque de Caxias, alertará a Pedro II de la posibilidad de una guerra contra Paraguay, mientras continúan otras líneas narrativas y románticas de la trama de ficción.

La página IG publicó que la novela divide las opiniones en las redes sociales. Están quienes elogian el trabajo actoral, menciona el portal de noticias, y otros que se sienten incómodos con la trama de “Nos Tempos do Imperador”.

“Las críticas se relacionan principalmente con el tema elegido y la forma en que se retrata la historia. Varias personas están indignadas por una telenovela sobre la monarquía y, principalmente, por una historia sobre el Brasil imperial contada por la visión de los blancos y que muestra a Don Pedro II como un héroe”, señaló IG.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar