Texto: Gabriela Valdez

@gaby_valdezz

Decía la icónica editora de Vogue y Harper´s Bazaar, Diana Vreeland: “El ojo tiene que viajar”, una frase que hoy quizás se sienta algo lejana. O tal vez no tanto, ya que nuestros hogares se han convertido en pequeños mundos y hacemos viajes leyendo, pasando páginas, visitando webs o cuentas de Instagram. Así fue como surgió la idea de hacer un coolhunting diferente, saliendo a “cazar” a las redes sociales.

Hace un par de años comencé a seguir a Nadina Fornara en Twitter y de ahí pasé a sus cuentas de Instagram, la personal, donde muestra parte de su vida y sus viajes, y la profesional (@theredvelvetlab) donde habla y escribe sobre moda. Ella es argentina, pero hace unos años vive en Europa. Desde allí da un pantallazo sobre moda, estilo y tendencias, con una mirada interesante, más cercana y también responsable. Ver fotos de sus looks es una especie de “estar de viaje”.

Durante esta pandemia compartió sus looks de entre casa e instó a sus seguidores a participar con fotos de sus outfits, mostrando prendas viejas y cómo las adaptaron a looks actuales. Lo que generó fue interesante, como una especie de inspiración y compañía.

Contanos, ¿quién sos y qué hacés?

Nunca sé cómo contestar a la pregunta de quién soy porque depende mucho del momento de mi vida, pero sobre todo soy alguien en construcción que cumplió los cuarenta años y después de mucho trabajo en terapia y trabajo interno, se siente más segura de sí misma que nunca. Sobre qué hago: escribo sobre moda y viajes. Ahora me acabo de mudar a Berlín, así que estoy en medio del caos, deseando acomodarme para arrancar un proyecto editorial que ya tengo pactado.

¿Qué es el estilo para vos?

Un conjunto de decisiones que te llevan a tener un vestuario que es 100% vos.

¿Cuál es el tuyo?

Mi estilo es estar bien vestida dentro de lo posible, siempre privilegiando estar cómoda porque voy caminando a casi todos lados, casi todos los días de mi vida. Me gusta la sencillez mezclada con alguna extravagancia de vez en cuando, o usar un par de zapatos, abrigo o cartera de diseñador con ropa súper básica.

¿Cómo elegís tus outfits?

Mi elección es cuando compro algo. Como lo medito, lo pienso bien en relación con mi estilo de vida, mis actividades y a lo que ya tengo, casi todo va con todo, entonces a la hora de elegir es como que el trabajo ya está hecho de antes. Me visto con lo que me voy cruzando y muchas veces hasta repito bastante por un tiempo dos o tres looks que me resultan prácticos en ese momento.

¿Tu prenda más preciada?

Un abrigo negro de alpaca y lana que es una maravilla manteniendo el calor en invierno.

Hay que tener imprescindibles para cada parte del cuerpo. ¿Cuáles son los tuyos?

No podría vivir (exagero, pero casi que no exagero) sin un buen suéter y al menos una bufanda 100% lana para el invierno, lo mismo un abrigo de esa calidad. Amo usar jeans, pero también uso muchos pantalones de algodón pinzados o estilo chinos. Una camiseta térmica en invierno es una gran aliada también. En verano vestidos o faldas 100% algodón para combinar con camisetas básicas. Por último, no me puede faltar una camisa oversized.

¿Creés que siguen existiendo las tendencias?

Las tendencias siguen y seguirán existiendo porque no hay forma de no vernos influidos por lo que ofrecen las marcas, lo que consumimos en redes sociales o en medios de moda.

¿El futuro de la moda será sustentable o no será?

Moda y sustentable son palabras que combinadas me hacen ruido. Una representa lo efímero y descartable, y la otra lo duradero y hecho con respeto hacia el medio ambiente y a las personas que trabajan en la cadena productiva. Siempre puede redefinirse lo que entendemos por moda. Creo que la tendencia desde marcas y diseñadores es generar materiales y formas de trabajo más respetuosas y en ese sentido, sí que el futuro es sustentable.

¿Cómo se construye un guardarropa sólido?

Conociendo las ocasiones de uso que le vas a dar a las prendas o accesorios y comprando por necesidad y no por impulso. Otro punto que siempre me ayudó a consolidar mi guardarropa es entender de materiales. No comprar algo porque es lindo, sino saber si me va a servir concretamente para estar fresca en verano o abrigada en invierno. Una de las cosas sobre las que me gusta escribir en mi cuenta de moda en IG es sobre fibras y cómo operan en nuestro confort cuando son las adecuadas. Y sumo algo que creo fundamental para lograr un buen vestidor: tiempo.

¿Qué hay que tener en cuenta al comprar prendas? Si apostamos a ser más sostenibles.

Es fundamental entender de materiales y no solo tener en cuenta cómo nos ayudan a estar cómodos dependiendo de la estación del año, sino también conociendo su efecto sobre el medio ambiente, su forma de producción, cuántas veces vamos a usar lo que compramos y qué va a pasar con esa prenda cuando ya no la usemos.

¿La pandemia cambió la forma en que nos vestimos?

En muchos casos creo que sí, pero hago la salvedad de que me guío para afirmar esto por charlas con amigas o intercambios en redes sociales. La comodidad pasó a ser prioritaria y muchos se dieron cuenta de que no tenían ropa linda para estar en casa y empezaron a investigar dónde comprar y de qué materiales.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar