Los frutos secos son ricos en nutrientes, fibras y vitaminas, especialmente el maní que es un alimento funcional con efectos positivos para la salud. Te contamos sus beneficios.

El maní también es conocido como cacahuate y técnicamente es una legumbre, de la familia de las fabáceas. Se lo clasifica como un fruto seco por su alto aporte de grasas, pero a diferencia de estos dispone de un contenido apreciable de hidratos de carbono.

Muchos creen que el maní no es tan valioso desde el punto de vista nutricional como las almendras, nueces o anacardos, pero lo cierto es que su ingesta en la dieta diaria aporta numerosos beneficios a la salud, incluso se destacan como alimentos nutritivos, según evidencias científicas.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Un estudio publicado en Journal of Food Science and Technology afirma que el maní cuenta con compuestos como el resveratrol, el cual está asociado a la prevención del envejecimiento prematuro y a promover la longevidad. También tiene fitoesteroles, que bloquean la absorción de colesterol y coenzima Q10, entre otros compuestos bioactivos que son reconocidos para prevenir enfermedades crónicas.

El maní es tan versátil que se puede comer crudo, tostado, hervido, frito, en polvo o en mantequilla. Comerlo con su piel delgada y parecida al papel es más beneficioso desde el aspecto nutricional, ya que la piel contiene muchos antioxidantes y fitoquímicos.

Principales beneficios

Entre sus bondades se destaca por prevenir enfermedades del corazón al reducir los niveles de colesterol. Además, puede detener la formación de pequeños coágulos de sangre y reducir el riesgo de sufrir un ataque al corazón o un derrame cerebral .

Y como los alimentos con muchas proteínas contribuyen a sentirnos llenos con menos calorías, las personas que incluyen una cantidad moderada de maní en su dieta no aumentan de peso. De hecho, varios estudios médicos comprobaron que podrían ayudar a perder peso.

Comer maní también podría ayudar a vivir más tiempo, según una investigación. Las evidencias demostraron que las personas que comían regularmente maní tenían menos probabilidades de morir por cualquier causa que las personas que rara vez lo consumían.

Es un alimento de bajo índice glucémico, lo que significa que su ingesta diaria no provoca un aumento en los niveles de azúcar en la sangre, incluso es una buena fuente de fibra, que ayuda a reducir la inflamación en todo el cuerpo y mejora el sistema digestivo.

Te puede interesar: Beneficios de consumir frutos secos

Dejanos tu comentario