El juez penal de Garantías Julián López rechazó decre­tar la rebeldía, ordenar la captura y la prisión del ex fis­cal general del Estado Fran­cisco Javier Díaz Verón y su esposa María Selva Morí­nigo, acusados por enrique­cimiento ilícito y lavado de dinero. Con la resolución judicial, Díaz Verón y su pareja se salvaron de ir a la cárcel.

El magistrado argumentó su resolución mencio­nando que “los acusados no han incumplido las exigen­cias establecidas en al artí­culo 82 del Código Procesal Penal que dice claramente que será declarado en rebel­día el imputado que no com­parezca a alguna citación sin justificación, y en el pre­sente proceso dicha situa­ción no se registró, por lo que no corresponde ordenar la rebeldía y la captura de Díaz Verón y su esposa.

Igualmente, López sostuvo que “analizados los informes médicos se pudo comprobar que el procesado Francisco Javier Díaz Verón padece de un cuadro hipertensivo crónico y de una enferme­dad coronaria, entre otras, que fueron constatadas por los médicos forenses al momento de realizar la constitución en la casa del procesado, por lo que la sus­pensión de la audiencia pre­liminar fue ajustada a dere­cho”, menciona parte de la resolución judicial en torno al proceso del ex fiscal gene­ral del Estado.

Díaz Verón, acusado de cometer el hecho punible de enriquecimiento ilícito. A su vez, a María Selva Morí­nigo se la acusa de incurrir en el ilícito de lavado de dinero. Ambos se exponen a penas altas en caso de que sean condenados.

El matrimonio Díaz Verón-Morínigo presentó una nueva recusación con­tra la fiscala general del Estado Sandra Quiñó­nez en la causa que ambos enfrentan. Con esta nueva chicana será la Sala Penal de la Corte la que deberá decidir si confirma la com­petencia de la fiscala gene­ral o la separa del caso.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar