En todos los años de democracia nunca antes se registraron unos hechos de violencia como se vivieron ayer en el PLRA, donde un grupo afín al titu­lar de la agrupación política, Efraín Alegre, no solo buscó impedir la inscripción de más candidaturas en el último día de cierre de inscripciones, sino que agredió con mucha bru­talidad a mujeres dentro del recinto partidario, sostuvo la dirigente Basilisa Vázquez. Durante el programa “Fuego cruzado”, emitido por el canal GEN, estuvo como invitada y dio mayores detalles.

Tanto la apoderada Basilisa Vázquez como Natialia Arias, dirigente del Equipo Joven, lamentaron el bochornoso hecho y coincidieron en mani­festar que nunca se esperaron tremenda agresión por parte de los efrainistas. El grupo de mujeres que ayer acompañó a la apoderada del Equipo Joven a inscribir candidaturas sufrieron agresiones de todo tipo, desde verbal hasta físico. Tal es así que Arias cuenta con un informe médico que con­firma la lesión ocular del ojo izquierdo a causa de líquido corrosivo (lavandina).

Por su parte, Vázquez señaló que nunca imaginó que podría llegar a ese nivel de violencia dentro de la sede partidaria. “Nunca nos vimos en una situación como esta, yo jamás esperé que estas personas reaccionen de esta manera, a pesar de todos los anteceden­tes, creí que iban a respetar el local del partido; sin embargo, no fue así”, expresó. A lo que Arias manifestó que fue difícil no reaccionar ante la terrible agresión que sufrían. Afirmó que el efrainismo de aquí a esta parte pregona la violencia.

Señaló además que ella como apoderada acompañó la entrega de las carpetas para la inscripción de varias can­didaturas a intendencias, con­cejalías y comités del interior del país. Mencionó que pese a los insultos y denigración de parte del grupo de efrainistas, ella continuó conversando con la actuaria del Tribunal Elec­toral Independiente (TEI), ignorando las agresiones ver­bales, hasta que un momento siente que le derraman agua.

“El grupo estaba encabezado por Stiben Patrón, que ya tiene sus antecedentes, y estaba también Luis Alberto Wagner, incitando en ese caso. El presi­dente del partido, arriba, en su oficina, escuchando todos los gritos. En eso escucho gritar a la señora Valeria del Puerto de Caaguazú, que también vino con su grupo para inscribir. Yo le dije que se tranquilice, porque era evidente que este grupo estaba totalmente des­colocado, en el rostro se les veía que estaban totalmente des­controlados”, comentó.

Vázquez indicó que ante la agresión que sufrieron pre­sentarán una denuncia penal ante la Fiscalía Especializada de Delitos contra la Mujer por la violencia con que actuó este grupo de vándalos. Además, agradeció todas las muestras de solidaridad que recibieron de diversos sectores e incluso del mismo equipo de Alegre hubo muestra de repudio por las agresiones que sufrieron.

AGENDA DE VIOLENCIA

Basilisa Vázquez señaló que de un tiempo a esta parte el efrai­nismo ha llevado adelante una agenda de pregonar la violen­cia y destruir las institucio­nes, y fomentar el no cumpli­miento de lo que establecen las instituciones. “Desde hace un tiempo le digo a mi gente que esta es una agenda que en algún momento debe parar. Los paraguayos no somos vio­lentos, la gente dice que somos apáticos, pero yo digo que la gente sabe que no se consigue nada con la violencia, y ese es el freno que ellos tienen”, acotó.

Indicó que, desde hace un tiempo, Alegre busca sacar fuera del partido a los princi­pales líderes del PLRA. “Lo que él quiere es conformar un partido que sea solo suyo, que­darse con ese emblema del Par­tido Liberal y que el resto esté afuera”, sostuvo. A lo que ase­guró que no le van a permitir llegar a apoderarse del PLRA.

Vázquez reconoció que man­tuvo la calma porque llegó un momento en que hasta le dio miedo al verse rodeada de una mayoría de hombres. Si bien en la oficina del TEI son mayo­ría mujeres las que trabajan, la turba estaba compuesta por hombres. “Valeria del Puerto incluso se echó a llorar en un momento, porque cómo repe­líamos esa acción que estos hombres estaban haciendo. Ellos tiraron nuestras carpe­tas al suelo y teníamos que aga­charnos a recogerlas de vuelta, porque eran las candidaturas y teníamos miedo de que se pier­dan. Pero también hubo varo­nes agredidos que a patadas fueron sacados del partido”, manifestó.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar