El senador de Patria Querida Fidel Zavala indicó que el caso de la expropiación de la reserva Yberá, conocida como Marina Cué, así como el caso de la estancia Pindó, ambas ubicadas en el departamento de Canindeyú, son el claro ejemplo del negociado que existe detrás de los pedidos de expropiación de tierras con el fin de otorgar a sus ocupantes ilegales.

El legislador opositor sostuvo en comunicación con La Nación que las propiedades que son declaradas reserva forestal o área silvestre protegida y que son invadidas no pueden ser objeto de expropiación. Aun así, mencionó que en ambos casos se presentaron en el Congreso Nacional proyectos de ley que expropian las tierras de Marina Cué, el cual fue sancionado en tiempo récord de 72 horas, y se aguarda el veto o la promulgación del Ejecutivo. Ante esto, el legislador señaló que espera que el presidente Mario Abdo siente una postura y vete el proyecto de ley por ser inconstitucional y por atentar contra leyes ambientales.

Igualmente, existe otro proyecto similar respecto a la estancia Pindó, pero en este caso el estudio quedó pendiente para cuando se reinicie el periodo parlamentario. El proyecto de ley fue presentado por los senadores del Frente Guasu Hugo Richer, Sixto Pereira y su colega del Partido Democrático Progresista (PDP), Pedro Santacruz.

“Se tiene que rechazar ese proyecto de ley, el Ejecutivo tendría que rechazar el proyecto, a fin de dar claridad al tema. Además, creo que el caso Marina Cué, así como el caso Pindó, es el claro ejemplo del negociado que hay de parte de líderes campesinos que están detrás de todo esto”, sostuvo el parlamentario.

El legislador lamentó que en ambos casos las reservas forestales, que antes de su invasión contaban con frondosos bosques nativos, hoy en día si se mira la imagen satelital se ven apenas manchones de pequeñas zonas verdes. Igualmente, se observan maquinarias trabajando en la zona, pero que no pertenecen a los dueños de los establecimientos. Por ello, indicó que están trabajando ante la imperiosa necesidad de regularizar todas las tierras del Paraguay, ya sean públicas o privadas, para acabar de una vez con el negociado de las tierras que hay detrás de todo esto.

Mencionó además que los supuestos grupos campesinos invasores se caracterizan por la violencia constante con la que se mantienen en el lugar. En ese sentido, acotó que el Estado debe tomar participación, se tiene que hacer la denuncia ante el Ministerio Público y llegar hasta los responsables.

“Lo ambiental debe estar por encima de intereses grupales”

El líder del movimiento Honor Colorado en la Cámara de Diputados, Basilio “Bachi” Núñez, manifestó que rectificará su voto en torno al proyecto que establece la desafectación de las tierras de Marina Cué, actualmente reserva Yberá, localizadas en el departamento de Canindeyú.

El legislador fue contundente al afirmar que “lo ambiental es de interés general y debe estar por encima de intereses particulares o grupales. En caso de veto de ley que desafecta Marina Cué, adelanto que rectificaré mi voto aceptando el veto. Es una potestad constitucional de cada legislador votar a conciencia”, expresó Núñez.

Actualmente, la propuesta se encuentra en el Poder Ejecutivo para su promulgación o veto. Días atrás, el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, dejó entrever la indecisión de su administración respecto a la propuesta, ya que aún no contaban con una postura firme respecto al polémico proyecto que fue analizado sin mayores trámites en ambas cámaras del Congreso Nacional.

En tanto, varias organizaciones ambientalistas, ex ministros del Ambiente, sectores políticos e incluso integrantes de los gremios de la producción instan al Ejecutivo a vetar el proyecto, ya que se estaría atentando contra la reciente normativa promulgada referente a la deforestación cero así como se estará legitimando las ocupaciones ilegales de tierras.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar