La Corte Suprema de Justicia confirmó a la jueza Hilda Benítez Vallejo para seguir con la causa. La defensa del acusado Gustavo Florentín pedirá la exclusión de Guillermo Duarte Cacavelos como querella adhesiva y la exclusión de las evidencias, atendiendo la grosera manipulación y contaminación de las evidencias por parte de los adherentes.

La jueza interina del Juzgado Penal de Garantías 5, quien fue trasladada desde Pilar, Hilda Benítez Vallejo, dis­puso para hoy a las 8:00, la audiencia preliminar de Gustavo Florentín, Tomás Paredes Palma, Gustavo Amarilla y Arnaldo Andrés Báez, procesados por el cri­men de Rodrigo Quintana, ocurrido el 1 de abril del 2017 en la sede del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA).

Ricardo Estigarribia, abo­gado del suboficial Gus­tavo Florentín, el único que se encuentra con pri­sión preventiva, pedirá en la audiencia preliminar, por medio de una excepción por falta de acción, la exclu­sión de su colega Guillermo Duarte Cacavelos, repre­sentante de los liberales y de los padres de la víctima, ya que por orden de prio­ridad, la querella debe ser representada por la here­dera de Quintana, en este caso los abogados Ana Mora y Fabián Ramírez Mora.

Sobre este tema, en la vís­pera, la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia resolvió cancelar la perso­nería jurídica de Ana Mora para esta causa, por lo que no estará como querella en la audiencia preliminar como abogada de la here­dera de la víctima.

Además, la defensa pedirá la anulación de todas las pruebas levantadas en la escena del crimen, ya que a su entender fueron grosera­mente objeto de manipula­ción y de contaminación de todas las evidencias, por lo que también solicitarán que se traiga a la vista la impu­tación presentada por la fis­cala Esmilda Álvarez contra cinco dirigentes juveniles del PLRA, Efraín Alegre Irún, Stiben Patrón, Olga Paredes, Mabel Cantero y Fernando Cáceres, quienes están involucrados en plan­tar y esconder pruebas.

Estigarribia también mani­festó que pedirán la liber­tad de Gustavo Florentín, quien está con prisión pre­ventiva hace 3 años y seis meses en la Agrupación Especializada.

Para la defensa existen suficientes elementos que indican que las evidencias recolectadas en el lugar del crimen fueron manipula­das, cambiadas de manera provocada y eso se observó en las cámaras de circuito cerrado de la sede del PLRA.

Florentín es el único poli­cía que se encuentra con pri­sión preventiva en este caso, ya que los otros procesados se encuentran con liber­tad ambulatoria. Es más, la Fiscalía ya había anunciado que solicitará el sobresei­miento definitivo del subo­ficial Arnaldo Báez, de Pare­des Palma y Amarilla.

Fátima Alfonso, abogada de Guido Amarilla, pedirá mañana la suspensión de la audiencia preliminar, ya que coincide con un juicio oral que tiene a la misma hora.

Por su parte, el abogado de la querella, Fabián Ramírez Mora, manifestó que se está estudiando la apelación de la libertad del subofi­cial Arnaldo Andrés Báez, quien fue beneficiado con libertad ambulatoria.

Para el abogado, no corres­ponde darle libertad ambu­latoria a uno de los poli­cías que participaron en el hecho, que nunca fue investigado a profundidad, y ahora que aparecen nuevas evidencias debería estar con prisión preventiva.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar